Los Toronto Raptors están a un triunfo de conseguir su primer título en la NBA, después de haber ganado el cuarto juego de la serie contra Golden State y la mejor noticia para ellos es que el siguiente juego, el lunes, se disputará en Toronto.

A partir de ahora, las apuestas dan como favoritos a los Raptors, después de haber ganado dos veces consecutivas en la duela del Oracle Arena y tener contra las cuerdas a los Warriors, sin embargo, Steph Curry aseguró que la serie aún no está decidida.

“Quienes piensen de esa manera es que no conocen a los Warriors ni el espíritu que hay dentro de este equipo”, aunque admitió que “no hay el mejor ambiente entre nosotros”, después de la derrota en el cuarto juego 105-92.

Getty Images

Golden State no tiene margen de error de ahora en adelante. Si quiere revertir la serie, debe ganar el lunes en Toronto y repetir dos triunfos más, situación que las estadísticas marcan como algo imposible, sin embargo Curry aseguró que Golden State destrozará las estadísticas.

“Es una oportunidad de darle la vuelta a toda esta serie. Dentro del equipo hay la clase suficiente para mejorar y encontrar de nuevo el camino ganador, un triunfo en el quinto partido cambiará por completo la historia de las Finales”, mencionó el base de los Warriors.

Getty Images

“Nuestro equipo tuvo una ventaja de 3-1 en el 2016”, recordó Draymond Green, “y al final perdimos el título de liga ante los Cavaliers de Cleveland ¿Por qué no hacer nuestra propia historia?”, mencionó.

Golden State se desinfló durante el tercer cuarto, el cual arrancó con una ventaja de cuatro puntos y lo terminó con 12 puntos de desventaja y aunque los locales intentaron reaccionar en los últimos 12 minutos, los Raptors fueron decisivos en sus disparos para mantener la distancia.

http://instagram.com/sopitasdeportes