En el partido entre Chiefs y Broncos, el quarterback de Kansas City, Patrick Mahomes, salió lesionado de la rodilla derecha, en el segundo cuarto.

Era cuarta oportunidad y una yarda, por lo que Patrick Mahomes lo intentó con el llamado ‘quarterback sneak‘, que es cuando el mariscal de campo se avienta con el ovoide para conseguir una yarda. Sin embargo después de conseguir el primero y gol, se quedó tendido dentro del terreno de juego.

Patrick Mahomes tenía una expresión clara de dolor y luego de que las asistencias médicas ingresaran, el joven mariscal de campo abandonó el terreno de juego, por su propio pie.

El mariscal de campo fue llevado al interior del estadio para que se le realizaran los rayos X y aunque al parecer, se descartó una lesión grave, se decidió que no regresara al partido, pensando en que se recupere al cien por ciento para la Semana 9.

En lugar de Mahomes ingresó Matt Moore, quien finalizó la serie ofensiva pero sin poder anotar siete puntos y los Chiefs se conformaron con otro gol de campo de Harrison Butker.

Antes de este partido, Patrick Mahomes llegó ‘tocado’ del tobillo izquierdo. La molestia la tuvo en la derrota ante los Indianápolis Colts pero se resintió en el nuevo descalabro en casa, frente a los Houston Texans.