Un lamentable hecho tuvo lugar en la CDMX, pues por más que todos deseemos un ambiente ‘sano y seguro’, con este tipo de ‘ejemplo’ jamás se va a conseguir. En el Parque Álamos de la Ciudad de México, ubicado en la alcaldía Benito Juárez, se desató una batalla campal en un partido infantil, por lo que los niños no pudieron seguir jugando al saber que sus familiares estaban involucrados y por ello pararon el partido. Qué triste que pasen cosas así.

Vamos a ver cómo sucedió todo. Resulta que en el ya mencionado Parque Álamos, se estaba disputando un partido como cualquier otra semana donde todo corría con normalidad. Los niños jugaban, los familiares apoyaban desde las gradas, veían con calma el juego hasta que un hombre comenzó todo.

Niños pararon su partido porque sus papás armaron 'pelea campal' en la tribuna

Foto: @AlamosCDMX

Como se puede ver en el video que ha recorrido las redes sociales, se ve a un hombre sentado viendo el partido aparentemente sin hacer alboroto ni haber insultado a nadie y otro llega con un objeto en la mano y lo golpea en la cabeza, por lo que desde este punto comenzó la pelea campal.

Los que parecen haber jugado antes, ya que portaban un uniforme blanco con negro, se enfrentan a otros hombres con ‘ropa de civil’ donde hicieron de todo; patadas, golpes, puñetazos, lanzaron objetos, incluso se utilizó una sombrilla para golpearse, lo que provocó de inmediato los silbatazos de los árbitros y el partido se detuvo.

La demás afición presente en la cancha les pidieron que pararan la pelea ya que como era obvio, había niños presentes, además de que todo se salió de control pues como pudimos ver en el video, de la nada comenzó todo y no podía parar.

“Ya estuvo, ya estuvo wey, ya déjalo”, “Hay niños, ya no se peleen”, “Llámenle a la patrulla, aquí hay niños”, “Ya sálganse”, “Oigan ya, váyanse a pelear a otro lado”, “Si se quieren dar en la madre, váyanse allá a fuera”. Fueron algunos de los gritos de la gente que pedía que la pelea parara.

Niños pararon su partido porque sus papás armaron 'pelea campal' en la tribuna

Foto: @AlamosCDMX

Tras el alboroto y después de una intensa pelea campal, algunos de los agresores se fueron del lugar y todo se calmó. Los reportes y comentarios en las redes sociales argumentan que el partido ya no siguió a petición de los niños y los asistentes ya que los infantes ‘estaban espantados’, por lo que ya no pudo seguir el juego.

Qué triste que ocurran hechos así en partidos de futbol, ya no tanto a nivel profesional o en las mejores canchas del mundo, sino donde están jugando niños, quienes lo hacen por deporte, para divertirse y tengan que ver a sus familiares involucrados en hechos así.

http://instagram.com/sopitasdeportes