Getty Images

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Si la serie del Sunderland te pareció dramática (si no la has visto, te la recomendamos), la historia del Wigan Athletic te dejará con la boca abierta, pues tras una serie de errores y escándalos administrativos, a la que se suma la crisis del coronavirus, el club que alguna vez jugó en la Premier League es el primero en declararse en bancarrota en el futbol británico, específicamente en la Championship.

De esta manera, el Wigan ha pasado desde el 1 de julio a un estado de administración, es decir, busca un nuevo propietario como sucedió el año pasado con el Bolton. Por ahora Paul Stanley, Gerald Krasner y Dean Watson han quedado como administradores del equipo y tienen como objetivo que el equipo juegue el resto de partidos que le restan a la temporada de la Championship (Segunda División de Inglaterra), en la que debe eludir el descenso.

El pasado del Wigan

Para entender la situación de este equipo debemos recordar que Wigan ganó en 2013 la FA Cup por primera vez en su historia, tras derrotar al Manchester City y en ese mismo año descendió de la Premier League a la Championship. El 2013 fue el más dulce para su afición, y a la vez el último año que vio a su equipo en la Premier.

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Getty Images

Hasta la temporada 2016-17, jugó en la Championship, antes de descender a la League One y su propietario de ese entonces, Dave Whelan, vendió al equipo en 2018 a la empresa International Entertainmet Corporatio (IEC), ahí comienza la pesadilla del club.

Entrada al infierno

De acuerdo con una serie de publicaciones en Twitter del usuario @marksparko, la empresa que se hizo cargo del club tiene sede en Hong Kong y se especializa en juegos de azar y su propietario es Stanley Choi, un jugador profesional de póker.

El club regresó a la Championship en la temporada 2018-19 y desde ese entonces ha competido en esta división, en la que compite por la permanencia y no por el ascenso a la Premier, pues el objetivo de los siguientes movimientos están marcados hacia el descenso.

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Getty Images

Algunos testigos aseguran que en agosto de 2019, una persona fue expulsada del estadio debido a que realizaba apuestas ilegales con conexión a Hong Kong.

Venta del equipo… por siete días

En junio de 2020, la empresa IEC comenzó negociaciones para vender el equipo a la firma Next Leader Fund (NFL), con sede en Islas Caimán, lo cual comienza a sembrar sospechas, pues además del supuesto origen de la empresa, resulta que el mayor accionista en NFL era Stanley Choi, el jugador de póker.

Choi sería el accionista mayoritario gracias a un préstamo a la empresa NFL, con un valor de 28 millones de libras, cantidad que debía pagarse en un plazo de 12 meses y con el 8 por ciento de interés, es decir, poco más de 30 millones, de lo contrario la tasa de interés incrementaría al 20 por ciento.

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Getty Images

Si nos vamos a un formato de abonos, la nueva empresa que manejaría los hilos del club, debía pagar 100 mil euros semanales hasta junio de 2021, una cifra que no alcanza un equipo de la Championship, por lo que la liga dudó en aprobar los términos de venta.

Ante esta situación, la empresa NFL presentó el 24 de junio a otro accionista mayoritario, de nombre Yeung Wai Kay, quien pagó un total de 45 millones de euros, 17 de ellos por la transacción y 28 millones en pagos de préstamos. Sin embargo, en menos de una semana lo colocó en administración.

El enemigo está en casa

¿Por qué alguien pagaría 45 millones de libras para después colocar al equipo en estado de administración? ¿Dónde se supone que estarán los frutos de la inversión? La teoría está en las apuestas. Richard Parry, presidente de la liga, fue grabado mientras declaraba que sabía sobre un rumor que apuntaba a una apuesta fuerte en Filipinas sobre el descenso del Wigan a la League One.

En esta supuesta apuesta estaría involucrada la casa de apuestas KB88, que es el patrocinador principal del equipo y que tiene precisamente sede en Filipinas. El actual presidente del Wigan es Darren Royle, quien trabajaba para la casa de apuestas y fue quien llevó a KB88 al club como patrocinador.

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Getty Images

Casualmente, Royle eliminó cuentas personales, entre ellas su perfil en Linkedln en cuanto el club fue puesto en administración.

¿Qué sigue?

Desde la reanudación del futbol en Inglaterra, Wigan ha ganado sus tres partidos, lo cual le ha permitido al equipo alejarse siete puntos de la zona de descenso, con un total de 50 unidades, aunque al declararse en bancarrota, la Championship podría castigar al club con la reducción de 12 puntos, lo cual dejaría al equipo con 38 unidades, en el último lugar de la tabla general y a seis unidades de la zona de salvación con seis jornadas por disputarse. Además, la presunta apuesta se cumpliría.

Sin embargo, la Championship no se ha pronunciado sobre el castigo, mientras que el club pide ayuda a sus aficionados en el tema económico con la venta de camisetas y/o los cartones que lucen en las gradas con la imagen de los aficionados para los juegos de local, pues esos ingresos van directamente al club.

Wigan y el escándalo de apuestas de sus propios dueños (para descender) que lo llevó a la bancarrota

Getty Images