No importa qué tan lejana esté la galaxia, a los fanáticos de Star Wars, o al menos a algunos, no les gustó nada el capítulo VIII de la saga, The Last Jedi, al grado de que han pedido a Disney que la borre de la faz de la tierra y la vuelva a hacer.

No lleva ni una semana de que se estrenó, y esta mega producción ha causado una montaña de comentarios que van desde los que alaban la visión de Rian Johnson (especialmente de los críticos de cine), hasta los que la odian (fans) al grado de lanzar una petición con firmas que pide que vuelvan a plantear la historia para hacerle justicia a algunos personajes.

Resulta que un tipo llamado Henry Walsh, lanzó esta petición con unos cuantos argumentos que dicen así: “Star Wars ha sido una historia basada en dos cosas, los Jedi y Luke Skywalker. Después de 260 novelas donde podemos seguir las aventuras de un gran héroe, tú, la Walt Disney Company, decide romper con el modelo oficial y acabar con tres décadas de tradiciones”.

Con esto basta para darnos una idea de lo que este fanático, y unos nueve mil 500 hasta este momento, quieren decir. The Last Jedi “destruyó completamente el legado de Luke Skywalker y el Jedi… vimos la muerte de Han Solo, vimos menos de un minutos de Skywalker”.

El tal Walsh no es tan dramático. “Esto tiene solución”, dice. ¿Cuál es? Hacer nuevamente esta entrega y redimir el legado, integridad y personaje de Luke. Así de “sencillo”. Mark Hamill seguro se siente muy halagado con esta petición…