Esta semana apareció en internet una noticia que le devolvió a varios fanáticos de Harry Potter la esperanza de ver al joven mago y a su pandilla de vuelta en la pantalla grande.

Y es que varios medios informaron que supuestamente Warner Bros estaría en planes de hacer una nueva película con Hermione, Ron y Harry, esto a raíz de un tuit misterioso que posteó la mismísima J.K Rowling, el cual mostraba una imagen en blanco y negro de la Dark Mark (Marca Oscura), el famoso símbolo de la marca de seguidores de Voldemort, acompañada del siguiente texto: “A veces, la oscuridad surge de los lugares menos pensados”.

El tuit evidentemente hace alusión a la obra de teatro de Rowling llamada Harry Potter and the Cursed Child, la cual nos cuenta qué fue lo que pasó después (19 años para ser exactos) de los acontecimientos de los que fuimos testigos en Harry Potter y las Reliquias de la Muerte, cuya puesta en escena se estrenó oficialmente el 30 de julio de 2016.

Como bien sabrán, en esta historia Harry Potter ya es un padre de familia y un hombre maduro que trabaja para el Ministerio de Magia, sin embargo, el protagonista de la obra es su hijo Albus Severus, quien junto a su amigo, Scorpius Malfoy, serán testigos de un oscuro pasado que comenzará a crearles varias preguntas.

El tuit de Rowling comenzó a desatar muchos rumores al respecto, sobre todo porque luego del posteo los espectaculares de la producción de Harry Potter and the Cursed Child, en Nueva York, fueron cambiados por otros nuevos que incluyen diseños de la ilustradora Mary GrandPré, encargada de las portadas de los libros de la saga de Harry Potter y quien también participó en los diseños de las películas.

Por ello, muchos fans comenzaron a rumorar que Warner Bros. pudo haber adquirido los derechos teatrales de esta producción con el fin de planear una adaptación para la pantalla grande. Sin embargo, los representantes de Cursed Child en Broadway dijeron a Entertainment Weekly que los rumores son más falsos que el amor de tu ex.

“Puedo confirmar que estos rumores NO SON VERDADEROS”, escribió un representante de la producción al portal de entretenimiento. “El espectáculo no ha cambiado de dueño. Harry Potter and the Cursed Child continúa siendo producido por Sonia Friedman, Colin Callender y Harry Potter Theatrical Productions en Londres, Broadway y en todo el mundo”, mencionó la fuente, quien además agregó que a pesar de que Warner Bros. siempre ha sido un socio valioso para la obra, su papel no ha cambiado dentro de la producción.

Ahora hay que recordar que desde 2017, Rowling negó la existencia de una adaptación cinematográfica de esta obra de teatro. Si eso no fuera suficiente, actualmente la escritora se encuentran trabajando en la tercera película de Animales Fantásticos. Sea como sea, al menos tenemos mucho del universo de Harry Potter para rato, ¿no creen?