A principios de marzo, las actrices Lori Loughlin de Full House y Felicity Huffman de Esposas Desesperadas, fueron arrestadas junto a una docena de personas por haber participado en una estafa millonaria de ingreso a universidades.

Entrenadores, empresarios y más, fueron acusados de construir una mentira que permitía a estudiantes entrar a universidades importantes. Esto lo harían como atletas sin importar sus aptitudes físicas o si tenían algo que ver con el deporte. La finalidad de esto era “crear” y preparar a los estudiantes para su ingreso como atletas reclutados a través de perfiles falsos. 

Ahora, a un mes de esta noticia, Felicity Huffman tomó toda la responsabilidad de esto y expresó profundo arrepentimiento. “Acepto las consecuencias de mis actos”, declaró la actriz en un tribunal de Boston, Massachusetts, donde después añadió: Me avergüenzo del daño causado a mi hija, mi familia, amigos, colegas y a la comunidad educativa”.

Felicity Huffman de ‘Esposas Desesperadas’ se declara culpable por fraude universitario

Hasta ahora el esposo de Felicity Huffman no ha sido imputado. Foto: Getty Images

De acuerdo a su declaración, Huffman quería disculparse especialmente con aquellos estudiantes que se esforzaban para entrar a universidades de élite como Stanford, Yale, UCLA, Georgetown y más. 

Los cargos que enfrenta la protagonista de Esposas desesperadas llevan consigo una multa de 250 mil dólares y una condena de hasta 20 años de prisión, sin embargo, hasta ahora no se tiene claro cuánto tiempo pasará en la cárcel o si en todo caso se condenará a Felicity. 

La razón principal para esto, es que las sentencias en el caso del fraude de admisiones universitarias dependen de cuánto dinero haya pagado cada familia a las personas sobornadas para que sus hijos accedieran a cualquiera de las universidades Ivy League. En el caso de Felicity Huffman, el pago fue mínimo. 

Felicity Huffman de ‘Esposas Desesperadas’ se declara culpable por fraude universitario

Lori Loughlin y su esposo dieron medio millón de dólares para que sus hijas entraran a la Universidad del Sur de California. Getty Images

En cuanto a Lori Loughlin y su esposo, el diseñador Mossimo Giannulli, todavía no se han declarado inocentes o culpables sobre los cargos. De ellos, se sabe que acordaron pagar medio millón de dólares para que sus hijas fueran incluidas en el equipo de remo de la Universidad del Sur de California aunque ninguna de ellas era remadora.