¡Ya tenemos detalles de la tercera y última parte de ‘Kingsman’!

Kingsman es una de las sagas que más emocionan actualmente en el cine, mezclando lo mejor de el cine de espías como James Bond pero llevándolo a niveles más extremos; con más elegancia y artefactos más locos. Una historia de acción puramente británica. Y es que lo tiene todo; acción, comedia y sobre todo, grandes actuaciones.

Después de haber estrenado hace casi dos años la última película, Kingsman: The Golden Circle, por fin tenemos algunos detalles de lo que será el fin de esta historia; que volverá para cerrar la historia entre Taron Egerton y Colin Firth como Eggsy y Harry. Alumno y maestro. 

En entrevista con Digital Spy, el director James Vaughan reveló algunos detalles de lo que será la tercera entrega y cómo planea llevarla a la pantalla grande. “Tenemos que darle un final a la relación de Eggsy y Harry. El capítulo final de su relación necesita ser contada. Tenemos que preparar todo para lanzarla, y espero comenzar a rodarla a finales de este año y principios del siguiente”. 

Así que al parecer, esta última cinta cerrará por completo la historia entre estos dos personajes que iniciaron toda esta aventura en 2014 con Kingsman: The Secret Service. Pero no se preocupen, porque tendremos una historia totalmente nueva de esta enorme organización de espías, que se llamará Kingsman: The Great Game, y estará a cargo también de Matthew Vaughn. Esta será una precuela, que mostrará los orígenes de la agencia de espías durante la Primera Guerra Mundial, y se estrenará el 14 de febrero del 2020.

Vaughan es un gran amigo y colaborador de Taron. Recientemente fue uno de los productores de Rocketmandonde Egerton hace una genial interpretación del multifacético Elton John, desde los primeros años difíciles en su carrera, hasta la cima del estrellato. A pesar de que disfrutó mucho llevar a la pantalla grande al legendario músico; el director afirma que el joven actor quiere volver al papel que lo puso en los reflectores. “Taron tiene ganas de volver a ser Eggsy, porque emocionalmente es mucho más divertido y menos exigente que ser Elton”.