Vivimos en una era de rivalidades…. Katy Perry contra Taylor Swift, Springfield contra Shelbyville, Angélica Rivera contra Kate del Castillo o ‘Mayito’ contra Paco Stanley…¡ups!

Pero si tuvieramos que escoger la madre de todas las batallas en televisión, esa sin lugar a dudas es la que enfrentan desde hace más de diez años Matt Damon y Jimmy Kimmel.

Todo comenzó en la tercera temporada del programa de televisión, cuando en un ejercicio de autocrítica, Jimmy Kimmel terminó uno de sus programas con la frase ‘I want to apologize to Matt Damon. We ran out of time.’ dando la impresión de que si el programa había estado malísimo, fue justo porque se acabó el tiempo para entrevistar a una gran celebridad. Sin saberlo, esa frase, se convertiría en la madre de todas las batallas.

Para el 2008, Matt Damon buscaría venganza utilizando ni más ni menos que a la entonces novia de Jimmy Kimmel, Sarah Silverman, quién colaboró con el actor para grabar el musical “I’m F*@#ing Matt Damon”

Y como todo en esta vida es ojo por ojo, diente por diente, Jimmy Kimmel regresó por la venganza, utilizando a una persona muy especial para Matt Damon; si, ¡Ben Affleck!

Y la rivalidad ha ido creciendo año, con año, dia con día.Jimmy Kimmel con su espectacular programa de televisión, y Matt Damon, tratando de aparecer en él.

Y parece que tenemos un ganador, al menos momentáneo. Y es que tras la victoria de los Patriotas en el Super Bowl LI, Matt Damon aprovechó la ocasión para disfrazarse de Tom Brady y finalmente, colarse al programa de Jimmy Kimmel.

Por supuesto que una victoria de tan épicas proporciones tenía que celebrarse, y si de celebraciones se trata, para eso está Rich Eisen de NFL Network!

Por cierto, esta semana se estrenó en nuestro país ‘La Gran Muralla’, la más reciente película de Matt Damon, quién amablemente nos dedicó algunos minutos para compartir su visión sobre los Patriotas de Nueva Inglaterra y su camino rumbo al Super Bowl LI.