Papalote Museo del Niño

Papalote Museo del Niño: ¿Por qué las personas que visitan museos son más felices?

De acuerdo con los expertos del Papalote Museo del Niño, visitar museos forma parte del bienestar y la felicidad que siempre buscamos.

#AdoptaUnMuseo es una iniciativa de sopitas.com en conjunto con algunos recintos como el PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO para recuperar su valor en medio de una pandemia.

Buscar la felicidad es algo que seguramente ha pasado por tu mente –más de una vez al día… todo el tiempo, pues– y por eso, muchos deseamos descubrir cuál es el secreto. La realidad es que cada uno posee una respuesta y definición distinta de acuerdo con sus experiencias y expectativas, y están relacionadas con el bienestar.

A ti, ¿qué aspectos de tu vida te hacen sentir bien, [email protected] y feliz? Otras dudas que surgen y que son importantes, son las de cuánto dura ese bienestar y cómo sabes cuando tus niveles de están por debajo de tus expectativas. Es decir, te sientes bien, pero te has sentido muchísimo mejor en situaciones, incluso, menos “abrumadoras”.

A lo que vamos es que el bienestar es eso que todos buscamos desde que nacemos. El sentirnos bien, estar bien con nosotros mismos y con nuestro entorno. Existen distintos medios para alcanzarlo a largo plazo como la manera en que inviertes tu dinero, las experiencias que adquieres, el apoyo a tu comunidad, las horas que duermes, el ejercicio que realizas, el trabajo que tienes y la alimentación que acostumbras.

Todo esto, tiene que ver con tu bienestar y en qué tanto necesitas trabajar en esos aspectos para estar bien contigo mismo. No es que tengamos el secreto de la eterna juventud, pero conocemos de primera mano una opción bastante buena para elevar tus niveles de felicidad: visitar museos.

Los azulejos del PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO / Foto: Cortesía Papalote

Los museos como espacios de felicidad

En los museos puedes encontrar un espacio de reflexión, diversión, cultura, educación, memoria y aprendizaje, entre muchos otros. En sopitas.com trabajamos en #AdoptaUnMuseo, precisamente, porque reconocemos el valor de estos recintos no sólo como un lugar para reconstruir el tejido social, sino espacios de conversación sobre nuestro presente… y más en tiempos de crisis.

Los museos nos sorprenden, nos ayudan a entender el mundo, son para todos y siempre habrá algo diferente qué ver y hacer. Y ya que agarramos vuelo, estos recintos e instituciones nos inspiran y emocionan, nos mantienen activos y son un espacio en el que encuentras una fiesta llena de tesoros.

Actividades dentro del PAPALOTE. / Foto: Cortesía Papalote

Visitar un museo trae consigo grandes beneficios, desde transportarnos a diferentes tiempos o historias hasta disminuir la ansiedad y la depresión. ¡Comprobado! Y es que los museos son instituciones capaces de contribuir a generar bienestar y aprendizaje en sus visitantes.

Si no nos creen, entonces háganle caso al economista Daniel Fujiwara, quien asegura que visitar museos está asociado con felicidad y bienestar a largo plazo porque es un punto de encuentro con nuestras personas favoritas, y porque al adquirir una entrada, estás invirtiendo en experiencias y no en objetos que sólo te generan picos de bienestar.

Eso está bien (acá no juzgamos a nadie), pero invertir en actividades, experiencias, cursos o talleres, te genera bienestar a largo plazo ya que aún después de haberla vivido, al recordarla, vuelves a sentir la misma felicidad del momento en que estuviste ahí.

Actividades dentro del PAPALOTE. / Foto: Cortesía Papalote

PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO

Como [email protected] trabajas constantemente para encontrar la felicidad, y muchas veces proyectamos esas confusiones con los niños y niñas. Así que es necesario ponernos a pensar que si [email protected] andamos en esa constante búsqueda, por qué no acercarla a las hijas e hijas, sobre todo en tiempos complicados como los de ahora.

Cualquiera que haya ido al PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO cuando era morrito o morrita, sabe que es un lugar de bienestar inmediato y mucho conocimiento. Los visitantes de todas las edades, socializan en un ambiente seguro en el que se han considerado todas las medidas de higiene, siguiendo los protocolos necesarios para que las familias y grupos de [email protected], encuentren en el PAPALOTE ese lugar que visitabas de pequeñ@, pero con nuevas sorpresas. 

Durante el confinamiento que todos hemos vivido, es recomendable iniciar con salidas graduales, darte un tiempo para volver a lugares que habitualmente frecuentabas, marcar nuevas rutinas y emplear salidas para realizar algo que te agrade y te haga sentir feliz.

Como podrás ver, comenzar a habituarte a las nuevas normas de higiene para salir de casa te hará sentirte más confiado para disfrutar de momentos que recordarás por mucho tiempo con tu familia y [email protected] PAPALOTE, conversando específicamente sobre el bienestar de los niños y las niñas, es la mejor opción para revivir las sonrisas de cuando eras pequeñ@ y disfrutar de las nuevas actividades.

Loas exteriores del PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO. / Foto: Cortesía Papalote

Ubicación y horarios del PAPALOTE

El PAPALOTE MUSEO DEL NIÑO se encuentra en la Segunda Sección de Chapultepec, Avenida Constituyentes de la CDMX.

Después de un periodo inactivo por la crisis sanitaria, logró abrir sus puertas para continuar con sus distintas actividades enfocadas para la convivencia infantil, además de servir como un espacio de conversaciones que no podemos perder de vista, sobre todo durante un periodo de incertidumbre como el que vivimos.

A partir del 29 de octubre, el horario será:

Jueves – domingo
11:00 am – 5:00 pm

Para más información sobre horarios, visitas guiadas, colecciones, exposiciones actuales y próximas, y más, accede a este ENLACE.

Top Relacionadas