La feria del Diseño de Milán, ha presentado al ganador del Premio de Diseño Luxus 2019, luego de una reñida competencia entre los semifinalistas. El jurado tuvo que decidir entre proyectos sumamente ambiciosos, generadores de energía o limpiadores de vertientes marinos, sin embargo, el jurado votó a favor de una causa humanitaria, un brasier de encaje personalizado en 3D, para sobrevivientes de cáncer que se hayan sometido a una masectomía, siendo este último el ganador del premio que sin duda es el invento del año.

Lisa Marks, creadora del brasier, utilizó algunos algoritmos para que el sujetador se adecuara a distintos cuerpos, con un encaje tridimensional, cuya función es que sea tan suave para no incomodar a quien lo porta, además de que se adapta a la forma del busto y crea un efecto visual simétrico entre ambos senos.

Este brasier 3D post masectomía es el invento del año

Lexus

Actualmente en el mercado, se pueden encontrar un sin fin de brasieres post masctomía, sin embargo, aún no logran cubrir en su totalidad las necesidades las pacientes con cáncer. Algunos son muy duros, otros se deforman en poco tiempo o simplemente las prótesis no logran la naturalidad que se requiere, es por ello que el invento desarrollado por la diseñadora industrial estadounidense, cobra relevancia. En México, de las más de 500 masectomías que se realizan al año, solo 50 acceden a la reconstrucción mamaria, es decir, dos de cada 15 mujeres víctimas de cáncer de mama, por lo que el brasier 3D, sería la solución ideal para ellas.

Este brasier 3D post masectomía es el invento del año

Lexus

Además, el ‘Encaje Paramétrico’, como Marks lo bautizó en su sitio web, sigue al pie de la letra el objetivo del premio, que es que los jóvenes, recurran a la tecnología de formas aún más creativas para dar a conocer nuevas propuestas eficientes para crear un mundo mejor.

Este brasier 3D post masectomía es el invento del año

Twitter: Lexus_Eu

El encaje algorítmico, fue el ganador de un total de 1,548 proyectos que se presentaron de un total de 65 países, rompiendo el récord de participación este año. El jurado tuvo que decidir entre cinco proyectos semifinalistas, un proyecto  para sustituir el plástico con arena del desierto, una turbina que convierte la onda expansiva en energía, un equipo para limpiar vertidos de crudo en el mar, persianas que generan electricidad, así como el invento del año, desarrollado por Marks.