El mundo de los videojuegos siempre ha estado lleno de sorpresas y enigmas esperando por ser resueltos. Incluso títulos viejos de la NES guardan una que otra cosa dentro de su programación, como aquel nivel -1 de Super Mario Bros. que es imposible de completar o el recientemente descubierto en The Legend of Zelda.

Así es, no sólo el icónico fontanero tiene un nivel oculto, ya que hace no mucho tiempo se descubrió que también se podía acceder a uno en el juego de Link. El increíble hallazgo fue realizado por el YouTuber SKELUX, quien se propuso a encontrar tantos mundos paralelos en los juegos como fuera posible.

Para la sorpresa del muchacho, The Legend of Zelda contaba con más “Minus Worlds (término que se dio a estos niveles secretos en títulos viejos)” que Super Mario Bros. a los cuales se puede entrar dentro del juego. Para lograrlo, el sujeto tuvo que analizar con mucha atención cada código y, como resultado, encontró varias anomalías que le dieron acceso a estos submundos.

¿Qué fue lo que encontró cuando terminó de alterar los códigos? Bueno, una vez que SKELUX terminó de quebrar los límites del juego, se dio cuenta de que no sólo podía hacer que Link se moviera por las paredes, sino que también entró en varias cuevas con varios colores donde habitaban enemigos con diseño invertido o clases híbridas completamente invencibles.

A diferencia de los títulos actuales, estos contaban con easter eggs que no habían sido diseñados para jugarse. Ese era el encanto de poder descubrirlos y probarlos. Ahora que conocemos los que existen en Zelda, sólo nos queda decir que no estaría mal echar un vistazo al canal del YouTuber para ver qué otras cosas interesantes puede descifrar.