Nintendo confirma que 160,000 cuentas de usuarios fueron hackeadas

Según tú, estabas muy tranquilo y seguro jugando Animal Crossing en tu casita. O tal vez aventándote unas carreras en Mario Kart o armando los putazos las batallas en el Smash. Pero amigos, ¡nunca estamos tan seguros como creemos! Resulta que 160,000 cuentas de Nintendo fueron hackeadas estos días…

¿Los hackers querían ver cuántas horas le has dedicado al nuevo Zelda: Breath of the Wild? Eso nunca lo sabremos, pero de lo que sí se sabe, es que al hackearlas pudieron acceder a tu fecha de nacimiento, país de origen y tu dirección de correo electrónico. Por último y más importante, también pudieron acceder a la información bancaria de los usuarios para hacer una que otra compra fraudulenta.

Foto por Neilson Barnard/Getty Images

Ante todo ese problema, Nintendo está deshabilitando la capacidad de iniciar sesión en una cuenta Nintendo a través de un Nintendo Network ID (NNID). Nintendo dice que las identificaciones de inicio de sesión y las contraseñas “obtenidas ilegalmente por algún otro medio que no sea nuestro servicio” se han utilizado desde principios de abril para obtener acceso a las cuentas.

Lo bueno es que todas estas contraseñas robadas ya se están restableciendo para las cuentas afectadas, y se está asegurando que esto no vuelva a pasar al agregar filtros de seguridad a las cuentas.

Foto por Drew Angerer/Getty Images

¿Cómo saber si eres un usuario afectado? Si eres una de las víctimas de este fraude, te puedes dar cuenta por las notificaciones por correo que recibes cuando se hace una compra en la Nintendo Store. La compañía advierte que si ha utilizado la misma contraseña para un NNID y una cuenta Nintendo, entonces “su saldo y tarjeta de crédito registrada pueden usarse ilegalmente en My Nintendo Store o Nintendo eShop”.

Para arreglar las cosas y dejarlas como si nunca hubiera pasado nada, Nintendo le está pidiendo a los usuarios afectados que se comuniquen con la compañía para que pueda investigar el historial de compras y cancelarlas.