Final Fantasy XII: The Zodiac Age: así se hace una remasterización

Con su 30 Aniversario casi en la puerta, la unión de dos legendarias compañías de videojuegos, Square Enix, está preparada para celebrar la década de existencia de su franquicia más exitosa.

Con su 30 Aniversario casi en la puerta, la unión de dos legendarias compañías de videojuegos, Square Enix, está preparada para celebrar la década de existencia de su franquicia más exitosa.

Iniciando como el último proyecto de la en ese entonces Squaresoft, Final Fantasy no sólo sacó de la quiebra a la compañía, sino que además ha creado una serie de éxitos que han transformado el panorama de los videojuegos por los últimos 30 años.

Gracias a ella, el género de los RPG pasó de ser uno de nicho a uno de los más exitosos del mundo de los videojuegos.

Obviamente, los fans esperan con ansias la celebración del 30 Aniversario de Final Fantasy, ya que de seguro nos traerán muchas sorpresas.

Entre las que ya conocemos y que en muy poco tiempo todos podremos disfrutar, es la versión remasterizada del último juego de Final Fantasy, salido en la legendaria consola de Sony, el PlayStation 2.

Hace unos días tuve la oportunidad de probar de primera mano un adelanto de esta remasterización. Pero antes de hablar de lo nuevo que trae Final Fantasy XII: The Zodiac Age, un poco de historia.

Lanzado hace más de 10 años, Final Fantasy XII es uno de los juegos que dio cierre al ciclo de vida del PlayStation 2. Sacándole todo el jugo al poder gráfico de la consola, este juego abrió las puertas hacia el nuevo camino que la franquicia tomaría en los siguientes años.

Abandonando lo combates por turnos por uno enfocado en acción en tiempo real, Final Fantasy XII nos abrió las puertas al reino de Ivalice, en donde los monstruos rondan libres en enormes espacios abiertos, así como en calabozos y castillos.

Considerado como el más extenso juego de Final Fantasy en su momento, FFXII nos brinda de una extensa campaña principal, la cual está aderezada con horas y horas de misiones alternas, cacerías, secretos y mucho, mucho más.

Pero eso no era suficiente. Oh no, no sólo las gráficas tenían que evolucionar, también su modo de juego. Haciendo a un lado al sistema por turnos, ahora tomaremos control simultáneo de hasta cuatro personajes en tiempo real.

Pareciendo más un juego MMORPG, podremos darle diversas órdenes a nuestros personajes (atacar, usar magias, técnicas e ítems), quienes la realizarán en tiempo real mientras los monstruos atacan continuamente.

Obviamente, el tener que pasar de personaje en personaje es un poco tedioso. Es por eso que Square Enix creó el Sistema de Gambits.

Final Fantasy XII

Los Gambits literalmente son comandos que nos ayudarán a programar a la inteligencia artificial de todos nuestros personajes. Estos van desde la sencilla orden de atacar automáticamente, hasta cosas tan complejas como activar un hechizo en condiciones específicas.

Como en todo Final Fantasy, hay una serie de magias, técnicas y equipo que podremos utilizar para hacer más fuertes a nuestros personajes. Pero a diferencia de juegos anteriores, en FFXII no aprendemos nada al subir de nivel.

Oh no, aquí podremos hacer a nuestros personajes como más nos parezca, gracias al Sistema de Licencias. Mientras que en títulos anteriores aprendíamos magias y técnicas al subir de nivel, aquí podremos decidir qué magias y habilidades especiales nuestros personajes podrán utilizar al ir desbloqueando las Licencias de una tabla especial.

Final Fantasy XII

De esta manera, podremos elegir el camino que cada personaje tomará para ir creciendo, dándonos la sensación de un crecimiento natural, en vez de uno preprogramado.

Sin embargo, ambas mecánicas hicieron que muchos le dieran la vuelta al juego, ya que sintieron que el Sistema de Gambits era muy complejo, mientras que la Tabla de Licencia era un mazacote indescifrable que parecía más bien una tabla periódica.

Final Fantasy XII

¡Así es como se ha de ver el infierno desde arriba!

Pero todo esto ha cambiado en esta remasterización.

Mientras que los Gambit permanecen casi igual que en la versión original, ahora estos son más detallados y explican de mejor manera las funciones y comandos que realizan.

En el caso de las Licencias, ya no tendremos que rompernos la cabeza con el indescifrable rompecabezas de la inmensa tabla. Ahora, cada personaje tendrá un trabajo específico el cual tendrá un número limitado de Licencias a desbloquear.

Final Fantasy XII

Esto, hace que el crecimiento de nuestro personaje sea muchísimo más sencillo que tener que seleccionar de entre cientos de opciones para poder desbloquear la opción que queríamos, haciéndonos desperdiciar nuestros Puntos de Licencia que tanto trabajo nos había costado acumular.

Pero ahora, esta simplificación nos dará acceso más rápido a habilidades poderosas. Claro, como que desbloquear solo las habilidades, equipamiento y magias de una categoría se siente muy escueto si lo comparamos con el original.

Es por eso, que podremos desbloquear un segundo trabajo para ampliar más nuestras piscinas de habilidades.

Eso sí, tienen que tener mucho cuidado al elegir sus trabajos, ya que estos no podrán ser cambiados.

Visualmente, nos encontramos ante un gran pulido en las texturas del juego. Un ejemplo muy claro, es el abdomen de Van el cual se veía como un tumor en la versión del PlayStation 2.

Algo que también contribuyo a que el juego no fuera el éxito que debía ser, era el largo tiempo de la exploración y las batallas. Pero en The Zodiac Age, al presionar el botón L1 entraremos en un Modo Turbo que hará que el juego sea mucho más rápido y divertido.

Además de la campaña principal y sus muchas, muchas misiones alternas, cuenta con un Trial Mode en el cual combatiremos a hordas de enemigos, así como a los jefes que hayamos derrotado en el juego.

Incluso, podremos tomar control de los personajes invitados que aparecerán a lo largo de la historia y que originalmente, eran utilizados por la máquina sin que pudiéramos hacer cambios en ellos.

Todo esto suena como un sueño y nos hace pensar que Square Enix nos está dando algo que va más allá de una simple remasterización… y eso sería verdad, a no ser que todas estas mecánicas ya habían salido.

¿En dónde? En una versión exclusiva de Japón, por supuesto.

Final Fantasy XII International Zodiac System (cruel ironía), salió un años después en Japón arreglando muchos de los problemas al traer las mecánicas de las que acabamos de hablar.

Después de darle una repasadita a esta versión, me doy cuenta de que The Zodiac Age no es una versión mejorada.

La velocidad aumentada, el nuevo tablero de Licencias, los Trabajos, el Trial Mode, son cosas que ya habían sido presentadas hace 10 años.

Claro, cosas como la Velocidad Aumentada ha sido mejoradas y mucho, haciendo que se pueda jugar igual de bien que en la velocidad normal. Sin embargo, The Zodiac Age es prácticamente el mismo juego pero con una presentación más pulida.

Aunque, teniendo en cuenta que nunca nos llego la versión “Internacional” (vaya payasada Square Enix), casi nadie conoce estas nuevas mecánicas.

Entonces, ¿valdrá la pena comprarlo?

Seguramente muchos de ustedes no llegaron a jugar la versión del PlayStation 2 y los que sí, desconocen las nuevas mecánicas de International Zodiac System. Es por esto y que realmente Final Fantasy XII merece un mayor reconocimiento (¡sobre todo más que el XIII!), así que denle una oportunidad a esta remasterización que estará disponible a partir del 11 de julio para el PlayStation 4 .

Final Fantasy XII: The Zodiac Age

No sólo estarán jugando uno de los últimos grandes juegos de la era del PlayStation 2, sino que además, están ante uno de los mejores títulos de Final Fantasy.

Así que celebren los 30 años de la franquicia, con Final Fantasy XII: The Zodiac Age.

Texto: Luis Alberto Valis/ValisTheDarkia6


Comenta con tu cuenta de Facebook

Top Relacionadas
:)