Como cuando el 14 de febrero pierdes tu anillo de matrimonio en el motel y te buscan para regresártelo

El 14 de febrero es el día en el que, por tradición, las parejas aprovechan para demostrarse el amor que se tienen sin temor a ser criticados por ser ridículos. Ya sea con ramos enormes de flores, cajas de chocolates, globos con frases cursis, osos de peluche gigantes y miles de post its de colores con palabras de amor pegados en el auto, el amor que se demuestran los tórtolos en este día es una mezcla entre lo cursi y lo absurdo.

Sin embargo, tampoco es ningún secreto que muchos aprovechan esta fecha para encender la llama de la pasión y para eso llevan a su pareja a algún motel a darle rienda suelta al amor y demostrar que este sentimiento va más allá de entregar el anillo de matrimonio en el altar. EL AMOOOOR, EL AMOOOR, NO DEJA DE SER.

Y queremos pensar que el personaje del que les vamos a hablar a continuación se fue a un motel con su esposa a celebrar el Día de San Valentín, de lo contrario, estará metido en un problema marca “llorarás”. Lo decimos porque un hotel de Guatemala está haciendo su obra buena -o mala- del día, y a través de sus redes sociales ha comenzado la búsqueda de un sujeto que el pasado 14 de febrero olvidó su anillo de matrimonio en una de sus habitaciones.

A través de su cuenta de Facebook, el Palace Auto Hotel, nombre de este lugar tan caritativo, publicó un servicio a la comunidad y detalló que el hombre que había olvidado su anillo de bodas con la fecha 21-11-2015 grabada y el nombre de su esposa, puede pasar a recogerlo al lugar sin ningún problema. Nomas’ la única condición, por si hay alguien que se quiere pasar de listo, es que cuando pase por preciada joya tiene que dar el nombre de su pareja, esto para comprobar que efectivamente él es el dueño.

En los comentarios de la publicación algunas personas aprovecharon para decirle a las mujeres que se hayan casado ese día que revisen si sus maridos tienen su argolla en el dedo o el cajón del tocador. Por otro lado, otros se dieron publicidad y ofrecieron sus servicios de anillos exprés para casos de este tipo. Unos más, obvio, confiaron en que este hombre fue al motel a celebrar el amor junto a su esposa, y luego de afirmar que somos unos malpensados, mencionaron que el hombre irá pronto al hotel para recoger su más preciado recuerdo.

Asimismo, el Palace Auto Hotel afirmó en uno de los comentarios que esta iniciativa de búsqueda no tiene el fin de quemar a nadie, y que sólo lo quieren devolver porque saben que “un anillo de boda es un recuerdo para toda la vida”. En fin, esperamos que el hombre en cuestión vaya por la joya lo antes posible y que por favor no esté metido en grandes problemas. ¿Ya ven por qué siempre es buena idea checar los lugares a los que uno va antes de irse de ellos? Bueno, me han contado.