Mientras Tanto

Aterrizaje forzoso por exceso de gas

Algunas veces no podemos evitar que salga lo que tiene que salir.

Algunas veces no podemos evitar que salga lo que tiene que salir. Lo malo viene cuando la consecuencia de ello es que tengan que detener un vuelo completo.

Lo que les contaremos, ocurrió en un vuelo desde Australia a Kuala Lumpur. En realidad la tripulación humana sólo constaba de 4 personas; fue un ejército de 2,186 ovejas la razón por la que se desató el caos y pánico en el trayecto.

Debido a un exceso de gas emitido por estas inofensivas criaturas, la alarma de humo incluida en el avión se activó, sorprendiendo a las pocas personas presentes. Después de esto tuvieron que aterrizar en Bali, Indonesia. Sólo para darse cuenta que no era ningún incendio, sino una broma mal jugada por sus pasajeros del reino animal.


farting sheep

Que chistosos…

La cosa no llega hasta ahí. Otra razón por la cual se tuvo que hacer una breve parada, era porque las mismas ovejas se estaban sofocando unas a las otras debido a sus flatulencias.

Screen Shot 2015-11-03 at 11.04.23 AM

¡Ha! ¿Quién es el troll ahora?

Al final el vuelo se retomó en poco menos de 3 horas y todos llegaron a su destino a salvo. Aunque estamos seguros de que la gaseosa anécdota será contada durante un tiempo.

Vía brobible

Comenta con tu cuenta de Facebook

Top Relacionadas
:)