Ojo acá: Es hora de hacernos responsables de nuestro futuro

El futuro no sólo es un lugar al que nos dirigimos, es el lugar que nosotros construimos y más nos vale construirlo bien porque nuestro retiro podría ser complicado. Antes existía el maravilloso concepto de jubilarse, pero ese antiguo sistema de pensiones es imposible en el mundo actual: antes había 18 trabajadores por cada jubilado y ahora sólo son 4 por cabeza. Obviamente iba a colapsar ese sistema y tuvo que cambiar. Afortunadamente, ahora tienes tu Afore. Es tuya y es hora de que te hagas cargo de ella y de ti.

Tu Afore es una cuenta personal que se compone de tus propias aportaciones más un porcentaje extra que ponen el gobierno y tu patrón. Y desde nuestro punto de vista, es el camino más fácil para un retiro tranquilo, digno y feliz. “Ah, canijo, ¿y por qué o qué?” te estarás preguntando, queridísimo Sopicuate: porque es el método de ahorro que más intereses genera a largo plazo.

Además, es importante saber y asumir que el dinero que hay en tu Afore, así como sus intereses es tuyo y de nadie más. Nadie lo puede tocar más que tú y no se mezcla con las Afores de otras personas. Lo que tú hagas con tu Afore no afecta a nadie más pero sí afectará tu calidad de vida en el retiro.

Si no sabes cuál es tu Afore, te recomendamos localizarla a través del Sistema de Ahorro para el Retiro, revisar tus estados de cuenta, familiarizarte con tu fondo y sobre todo, ahorrar. Nunca es tarde y siempre es el momento correcto para empezar a hacerte cargo de tu Afore. Entra hoy mismo a AQP.mx para más información o ayuda para localizar tu Afore.