Don Ramón y doña María: La historia de los abuelitos que venden tacos hasta altas horas de la madrugada

Es grave y triste la situación tan vulnerable en la que viven los adultos mayores en México, ya que debido a la falta de accesos a programas sociales, jubilaciones, y demás cuestiones, son obligados a seguir trabajando a edades muy avanzadas. Lo peor de todo, es que además de tienen que hacerlo en situaciones precarias, ganando un salario que apenas y les alcanza para sobrevivir.

Foto: Oronoticias

Uno de esos casos se dio a conocer recientemente en redes sociales. Se trata de la historia del señor Ramón y su esposa María, una pareja de la tercera edad en Michoacán, que se dedica a vender tacos hasta altas horas de la madrugada con tal de conseguir dinero suficiente para poder mantenerse ellos solos, ya que no cuentan con la ayuda de otros familiares.

La historia de estos dos abuelitos se dio a conocer gracias a una usuaria de Facebook llamada Ana Lucía López Sánchez, quien difundió una foto de los señores vendiendo sus taquitos en una vialidad en Sahuayo, Michoacán. En el posteo la chica relata que aunque ya era de madrugada cuando ella pasó a cenar al negocio de los abuelitos, siempre estuvo muy bien atendida por ellos. 

“Íbamos pasando por aquí me dio mucha nostalgia verlos que estaban casi dormidos en las sillas, pero al escuchar que se paró el carro de inmediato la señora ayudó a Don Ramón a levantarse de la silla de ruedas y entrar al puesto para atendernos. Nos comenta Don Ramon que se quedan a diario hasta las 3:00am”, relata la mujer en su posteo, donde invitaba a las personas a comer en el puesto de los señores. 

Internet hizo su magia y ayudó a este par de abuelitos a tener más clientela de la habitual, sin embargo, el posteo viral también ayudó a hacer visible la condición de salud en la que vive el señor Ramón y su esposa María, la cual llega a ser tan grave que incluso a veces no los deja salir a trabajar.

Foto: Especial

Y es que de acuerdo con Ana Lucía, Don Ramón padece de diabetes desde hace años. Una enfermedad que no sólo le ha provocado la amputación una pierna, sino que a veces se convierte en un obstáculo que no l0 deja vender en su puesto, algo que ocurrió hace unos días cuando los abuelitos se ausentaron durante tres días de su negocio.

“Creo que no les había compartido que Don Ramon padece diabetes y por este motivo tiene amputada una pierna. Ahora más que nunca esta pareja necesitan de nuestra ayuda” menciona la chica en el posteo, el cual va acompañado de un par de fotografías en donde se ve a Don Ramón y doña María en su casita.

En un video reciente Don Ramón da las gracias a las personas que lo ha apoyado, quienes cada vez preguntan más en donde pueden ayudar al señor y a su esposa, ya que muchos saben por lo que tienen que atravesar las personas mayores en el país para poder vivir dignamente y sobre todo, cuando padecen enfermedades como la de Don Ramón.