¿Qué tan probable es que un intruso entre en su casa y, lejos de hacer algo malo o desagradable, les eche la mano con la limpieza? Uno pensaría que algo así no puede pasar en este plano existencial, pero lo cierto es que este mundo está lleno de sorpresas. Esta historia de internet no sólo asombro a los noticieros locales, sino despertó el interés de muchas personas en internet.

El protagonista de esta historia se llama Nate Roman y es originario de Massachusetts, en Estados Unidos. Un día, este sujeto salió de su casa dejando un verdadero chiquero, cosa que no es realmente extraña. Sin embargo, lo que no era parte de los planes es que un individuo misterioso irrumpiera en su hogar.

Cuando este hombre de 44 años regresó a su vivienda, quedó completamente pálido cuando su hijo pequeño le dijo que la puerta trasera estaba abierta. Como acto seguido, Roman inspeccionó todos los rincones de su casa para ver qué se habían robado, pero para su sorpresa, encontró todas sus cosas.

De acuerdo con lo que Nate le dijo a ABC7 News, la única anomalía en su hogar yacía precisamente en sus muebles, habitaciones, baños y cocina. Al entrar, toda la ropa estaba ordenada, las camas estaban tendidas, los juguetes guardados en su lugar y hasta había indicios de que habían pasado escoba y trapeador. El perpetrador de esos actos incluso dejó una flor de origami decorando su escusado.

Hombre descubre que un intruso limpió su casa

Hombre descubre que un intruso limpió su casa

Imágenes de ABC7 NEws

“Fue aterrador saber que alguien estaba en tu casa”, dijo Roman a ABC7 News. “Ellos tallaron todo rigurosamente. Limpiaron la ducha, limpiaron los baños. Nada fue robado, nada. Únicamente reorganizaron y limpiaron y guardaron y acomodaron, eso era lo más importante”.

Es imposible saber si esto fue una broma, si algún servicio de limpieza se equivocó de domicilio o si algún extraño se metió sin deberla ni temerla. Quien sea que fuera ese intruso, tenía un problema con la limpieza, así que decidió alimentar su extraña fijación irrumpiendo en el lugar y dejando todo impecable. No cabe duda de que las historias de horror y misterio que tiene internet son cada vez más raras.