Y de entre todas las cosas que el asistente virtual de Amazon puede hacer por nosotros, resulta que también puede ayudarnos con nuestras tareas de matemáticas, o al menos eso fue lo que descubrió este pequeñín, quien le pidió a Alexa que le ayudara a resolver su tarea… pero su mamá lo cachó.

Una madre de Nueva Jersey captó el momento en el que su hijo de seis años estaba usando a “Alexa”, la asistente de Amazon, para que lo ayudara a completar los problemas matemáticos que le habían encargado en la escuela.

“Alexa, ¿cuánto es cinco menos tres?“, le dijo a la bocina inteligente (y entonces solo podemos escuchar el inicio de un gran regaño, vean el video hasta el final).

Aunque en un principio esto pueda parecernos gracioso, la realidad es que esta es una muestra más de cómo es que la tecnología más allá de hacernos las cosas más sencillas, en ocasiones nos vuelve perezosos.

De acuerdo a la mamá del niño, para él las matemáticas siempre han sido su materia favorita, por lo que no comprende cómo es que le pidió a Alexa a que lo ayudara a resolver un problema tan simple como una resta. Por eso, ahora este pequeño no podrá llamar a la asistente de Amazon y permanecerá apagada hasta que termine toda su tarea.

En nuestros tiempos, si nuestra mamá nos hubiera cachado haciendo trampa, seguro hubiera habido un “chanclazo”. ¿Qué otro castigo creen que les hubieran puesto sus mamás? 

El video de este niño que usa la ayuda de Alexa, lleva ya hasta el momento más de 400 mil Me Gusta y más de 100 mil retuits, además de infinidad de reacciones de usuarios que además de estar sorprendidos, dan hasta consejos a la madre del pequeño: