Amiga, ¿ese vellito facial hace que te sientas insegura?, pues ya no luches contra él. Mejor has lo que esta mujer y deja boquiabierto a cuanto hombre se cruce en tu camino… por lucir más varonil que él.

Durante 25 años la bella Rose Geil le dio duro a la rasurada…sin embargo, con ella sí aplicó el consejo ancestral que se da a los lampiños: y entre más veces pasaba el rastrillo por su delicada carita (y cuerpo) más grueso aparecía el vello. Total, después de incluso recurrir a tratamientos para eliminar ese ligero exceso de vellito, esta mujer decidió dejar que la naturaleza hiciera lo suyo y, ahora, tras ocho meses de no tocar navaja o rastrillo, así es como luce.

mujer barba2

De 39 años, Rose asegura que nunca en su vida se había sentido tan femenina y sexy… atrás dejó los complejos que arrastró desde los 13 años, edad en la que comenzó a asemejarse a Al Borland.

Según cuenta la dama envidia de miles de hípsters, desde temprana edad tenía que rasurarse diariamente… lo cual se convirtió en un agotador ritual que se prolongó por más de 25 años. “Me despertaba temprano para rasurarme el vello de la cara”, recuerda la barbada chica, quien comenta que nunca en su vida pudo ir a dormir a casa de amigas, ya que siempre amanecía con barba. “Mis amigos no lo sabían, lo escondí muy bien. Fue agotador tratar de mantenerlo oculto”.

mujer barba1

También recuerda que encontrar citas siempre fue una dificultad, por ejemplo “en mi graduación mi cita miraba fijamente mi cara. Me horrorizaba que pudiera saber mi secretó. Rompí con él y me alejé de mi círculo de amigos”.

Ahora no sabemos si le llueven ofertas para salir o de matrimonio, pero de que se ve feliz, eso sin duda.

*Vía metro.co.uk