La vida es muy complicada, siempre tenemos que ver el lado bueno del asunto pero la verdad es que en este caso no sabemos qué pensar. Conocemos muchos casos terribles de niños de comunidades alejadas a las grandes ciudades que tienen que hacer de todo para llegar a sus clases, desde caminar por horas hasta tener que hacer sacrificios, ¿qué pasa cuando tienes que exponer tu vida sólo para llegar a tiempo a la escuela? 

Según el medio local Vov, los aldeanos de la comunidad vietnamita Huoi Ha Village mandan a sus hijos a la escuela de maneras bastante extrañas, todo por las situaciones climatológicas. Los niños tienen que cruzar el río Nam Chim dentro de bolsas de plástico. Si, es real. 

Foto: Vov

Durante la temporada seca, todos los pequeñínes pueden cruzar el río sin problemas con unas balsas pero, cuando empiezan las lluvias sube la corriente y es imposible que puedan subir a sus transportes, es por eso que a todos los niños los meten a las bolsas. Aunque, como vemos en las imágenes, esto es demasiado riesgoso porque prácticamente durante unos minutos los niños se quedan sin aire. 

Y esto no es todo ya que después de cruzar el río, tienen que caminar durante cinco horas sin descansar por un terreno completamente enlodado. Los niños generalmente permanecen en la escuela durante toda la semana, para no tener que repetir este martirio a diario y solo regresan con sus familias el fin de semana.

Vang A Po, presidente de la comunidad dijo sobre esta situación: Hemos advertido a los residentes locales sobre los riesgos latentes de viajar a través del arroyo con bolsas de plástico, pero el agua que fluye rápidamente también puede barrer las balsas, por lo que tienen que elegir esta manera para que los niños vayan a la escuela. Anteriormente, una persona local resultó herida en una balsa volcada aquí”.

Según Nguyen Minh Phu, presidente del distrito de Muong Cha, cruzar la corriente con bolsas de plástico no es nada común. Esta técnica solo la usan los aldeanos cuando el flujo es alto e inseguro para pasar por el puente que comunica a la comunidad con los demás caminos. Aún así sigue siendo un peligro para todos. No cabe duda de que, siempre van a ser más las ganas de superarse y salir adelante que cualquiera de las complicaciones que la vida nos ponga.

Foto: Vov