¿Recuerdan cuando en los premios MTV solían premiar a las mejores coreografías? Qué tiempos aquellos cuando en la peda nos gustaba sacar a relucir lo que habíamos aprendido viendo esos videos, sobretodo cuando se trataba de los míticos pasos de baile del Rey del Pop, Michael Jackson. Sin embargo -y seamos honestos-, ¿cuántos de nosotros pudimos siquiera llegarle a los talones a esta estrella mundial? Yep, muy pocos, pero recientemente apareció alguien, en el lugar menos esperado, que podría convertirse en un nuevo ícono (por lo menos ahora lo es). 

En redes sociales se ha vuelto viral el video de un joven obrero que, en su rato libre, fue grabado mientras se aventaba unos pasitos al mejor estilo de Michael Jackson. Si bien hay muchos imitadores del intérprete de “Billie Jean” allá afuera, podríamos asegurar que pocos son los que realmente logran con naturalidad adaptar sus piernas al ritmo de las del cantante, pero al parecer este obrero puede hacerlo e incluso le queda a la perfección el tan famoso “Moonwalk”. 

Los usuarios de internet han quedado anonadados por las increíbles habilidades que posee este hombre para bailar y por lo similares que son sus pasos a los de Michael Jackson. Lo mejor del video es que alrededor de él están sus compañeros de construcción que, igual que todos, están sorprendidos por su amigo. 

Pero, ya en serio, ¿cuál la historia del Moonwalk?

Todo fue gracias al aniversario 25 de la Motown. Para conmemorarlo, Berry Gordy invitó a los Jackson 5 a participar en un magno evento, sin embargo, Michael Jackson también participaría con uno de sus temas como solista “Billie Jean”.

Previo a dicha presentación, el cantante se preparó y se preguntó qué podría añadirle a su show. Dado que aprendió a hacer el “moonwalk” en las calles gracias a un grupo de jóvenes que hacían street dance, el cantante decidió complementar así su espectáculo… y entonces el mundo vio por primera vez la increíble habilidad de Jackson para ir de un lugar a otro “sin mover una de sus piernas”.

A partir de ese momento, Michael Jackson no solo se ganó el amor del mundo entero, sino que el mundo trató de imitarlo, aunque muy pocos pudieron lograr lo que la estrella.