Aunque muchos juran que los perritos comen tareas -que más bien es una vieja excusa para decir que no la hiciste- sabemos que algunos de ellos sí aman romper cosas en casa. Ya sean los zapatos, los cojines del sillón, las cortinas o la correspondencia, nuestros fieles amigos de cuatro patas (algunos) tienen una fascinación de destruir cosas, por lo que hay que enseñarles desde pequeños a comportarse para que uno pueda salir de casa sin temor a encontrar la mitad de sus cosas destruidas al regresar. 

Pero a quien parece haberle faltado un poco de entrenamiento y buenos modales fue a Ozzie, un perrito de 9 años que rompió un sobre que le había llegado a sus dueños por correo. Pero no crean que se trataba de una factura de luz o un recibo del teléfono, pues este peludo en realidad se comió cerca de 4 mil pesos que alguien envió por correo para pagar una deuda que tenía pendiente con los dueños de Ozzie. ¡NOOOOOOO!

Esto ocurrió en Inglaterra y el caso se dio a conocer porque el tierno Ozzie tuvo que ser llevado al veterinario luego de que sus dueños descubrieran que se había comido 8 billetes de 20 libras (o sea, cerca de 4 mil pesos mexicanos), los cuales obtuvo a través de la correspondencia y que al final tuvo que vomitar con ayuda de los veterinarios, algo que dio como resultado la tierna pero también triste foto que les vamos a mostrar a continuación:

Foto vía: Milenio

Si el chiste de Ozzie con el dinero era suficiente para que sus dueños se enojaran con él, quien sabe cómo le habrá ido cuando supieron que tendrían que pagar cerca 130 euros (unos 3 mil pesos) para inducirle el vómito al pequeño perrito. Eso sí, no todo fue malo, pues el banco local le dijo a los dueños que llevaran los pedazos de dinero que arrojó Ozzie para que les repusieran el dinero que este perrito se echó a la panza. Dios da, dios quita.

Y usteds quejándose porque sus perrhijos sacan la basura de las bolsas... ¿Ven cómo siempre hay alguien con una suerte peor que la de uno?