El sujeto al que pegaron 10 dildos en la espalda