El mundo del automovilismo es algo extraño. Mientras que para muchos un buen automóvil es aquel que nos puede llevar del punto A) al punto B) de la manera más efectiva, una gran parte de la gente busca también tener una buena imagen y comodidad.

Pero en el caso de los personajes de Street Fighter, un carro solo sirve para una cosa… ¡hacerlo pedazos!:

Street Fighter y su odio por los carros

Sin embargo, tal parece que Ryu y compañía han cambiado de parecer:

Esta no es la primera vez que Toyota se acerca a otras compañías para usar sus licencias y crear comerciales como el que acabamos de ver. Pero definitivamente este tal vez sea uno de los mejores usos de un personaje de videojuegos fuera de la industria de los botonazos.

Quien mejor que el alguna vez “Rey de las Maquinitas” y su disgusto por los automóviles, para promocionar el nuevo modelo Toyota C-HR.

En fin, un buen uso de la nostalgia para hacernos querer comprar un auto.