El mundo en el que ahora vivimos hoy en día, está cada vez más vinculado con la tecnología y eso puede tener muy buenos aspectos, pero al mismo tiempo puede ser algo inquietante.

¿Por qué mencionar todo eso? Bueno, básicamente porque estos días, la sociedad ya ha desarrollado cierta dependencia al uso de varios dispositivos para facilitar su vida, lo cual suena como algo muy normal, pero también podría ser el inicio de algo que después podría tornarse oscuro.

La razón para pensar así, es el cortometraje que hizo Keiichi Matsuda, conocido como Hyper-Reality. En este, podemos ver el estilo de vida que lleva una mujer llamada Juliana, quien cuestiona su identidad al llevar una existencia totalmente ligada a la tecnología, además de todas las cosas extrañas y algo espeluznantes con las que tiene que lidiar en su día a día.

También podemos ver un mundo extraño en el cual todo parece estar ocurriendo dentro de un smartphone, ya que hay publicidad, aplicaciones e información flotando por todas partes; incluso hay ataques hackers que podrían poner a cualquiera de nervios. Si tienen curiosidad de ver qué onda con el corto, se lo dejamos a continuación.

El hecho de pensar que un futuro como ese es una posibilidad, da algo de miedo. Tal vez aún nos encontramos en el lugar y espacio de tiempo correctos para tratar de dar un giro a la vida que llevamos y cambiar el modo en que el mundo ve las cosas.

Vía ladbible