Baja el volumen #11: La entrevista de HAIM

Tras el exitoso estreno de su álbum debut, Days Are Gone, HAIM actualmente se encuentra en su gira triunfal por Norte América. El mes que viene apoyarán a Phoenix por un par de semanas, y después de eso, viajan a Europa para cerrar el año. Fue en el Reino Unido donde primero encontraron el reconocimiento que eventualmente las llevó al estrellato.

En este 2013, parece que todo les ha salido color de rosas a las tres hermanas de Los Ángeles, empezando con el primer lugar en la encuesta “Sound of 2013” de la BBC, la cual reconoce a los actos más prometedores de la nueva generación de artistas. Tradicionalmente, la BBC suele reconocer a bandas británicas, por lo tanto, este logro terminó por acentuar su nombre a nivel internacional. Pero como nos lo recuerda Alana Haim en la siguiente entrevista, su éxito no vino de la noche a la mañana. Seis años tuvieron que pasar para que HAIM pudiera sacar un disco, pero fue el tiempo suficiente para forjar sus habilidades y el talento que tienen para escribir melodías irresistibles.

La música de HAIM ha sido comparada a lo mejor que tuvieron que ofrecer los artistas pop de los 80, como Pat Benatar, Phil Collins, The Bangles, The Go-Go’s y Duran Duran. Lo cual es curioso ya que Alana -la más joven de las tres hermanas- ni siquiera había nacido cuando las canciones de estos artistas era lo que se escuchaba en la radio. En la siguiente entrega de “Baja el volumen”, la guitarrista y tecladista de HAIM platicó con nosotros vía telefónica para revelarnos lo que hizo el día que Days Are Gone salió a la venta, su opinión sobre Glastonbury y su remordimiento por no ir al Corona Capital.

SOPITAS.COM: En el verano pasado ustedes tocaron en casi todos los festivales más importantes del mundo: Glastonbury, Lollapalooza, Way Out West, Reading and Leeds, Austin City Limits, etc… en retrospectiva, ¿nos puedes decir en qué festival tuviste la mejor experiencia?

ALANA HAIM: Creo que Glastonbury fue el festival más loco en el que hemos tocado porque todavía no habíamos lanzado nuestro primer disco y ya estábamos tocando en el escenario de la pirámide, lo cual es interesante porque todavía no estoy segura como nos permitieron tocar en ese escenario sin tener un disco fuera, estoy tan tan confundida. Pero estoy tan agradecida porque fue la mejor experiencia de mi vida. Aunque si fue una locura, para que este tipo de festival te diera el escenario más grande es algo intimidante. Le dije a Este que creo que le hicimos justicia pero sí fue una locura estar ahí. Tocamos tantas veces ese fin de semana, creo que fueron seis veces. Una de esas fue con Primal Scream, junto antes de los Rolling Stones. Fue algo extraordinario. Tuve que aprenderme cuatro canciones de Primal Scream en una tarde, pero no fue difícil. Fue un fin de semana tan, tan increíble y realmente espero que nos dejen regresar.

S: Supongo que también fue una experiencia de nervios, quiero decir, antes de subir al escenario. ¿Todavía te sientes nerviosa cuando tocas delante de tanta gente?

AH: Si, en Glastonbury me parece que había 200,000 personas, una cantidad ridícula de gente. Yo siempre me pongo nerviosa, no importa si tocamos en frente de 200,000 personas o 20. Cuando estaba en la escuela, mi maestro me decía que era bueno ponerse nerviosa porque eso muestra que algo te importa, y realmente creo que tiene razón. También soy de esas personas que se preocupa porque quiere dar su mejor desempeño para que la gente salga con una buena experiencia. Si, siempre me pongo nerviosa y probablemente tenga que pasar por eso para siempre. Una vez que deje de ponerme nerviosa, tal vez la gente pueda ver otro lado mío, pero no creo que eso vaya a suceder.

S: Parece que este año ustedes han tocado en todos lados, pero todavía no se han acercado a México ni al resto de Latinoamérica. ¿Han recibido alguna–?

AH: ¡No, deja eso! ¡Deja eso! ¡Tengo tantas ganas por ir allá! Hace poco les dije a mis hermanas que ustedes acaban de tener el festival Corona Capital, el cual es mi festival de sueño, para que sepas. Yo siempre he querido tocar en el Corona Capital y todos mis amigos de casa y todos mis amigos músicos estaban ahí. Sentí que éramos la única banda que no estaba ahí y créeme, estaba molesta por eso. Quiero tocar en el Corona Capital, quiero estar ahí, quiero ir a México. No tienes idea de las ganas que tengo por viajar y tocar en México. Yo espero que lleguemos allá el año que viene.

S: Y en efecto, sí fue algo extraño porque un día antes del Corona Capital fue el Austin City Limits y varias bandas que tocaron ahí tomaron el vuelo a la Ciudad de México en nuestro festival. Entonces ¿no han recibido alguna invitación para–?

AH: Lo sé. Créeme, estaba muy decepcionada. Es difícil de creer porque en ACL había tantos fans mexicanos que conocí y todas me decían, “ven a México” y yo les decía “¡Créanme, lo estoy intentando!” Desde hace mucho tiempo he querido tocar en México. Me encanta tanto su país. Yo espero tocar ahí muy muy pronto.

S: Crucemos los dedos para una fecha el año que viene.

AH: Claro. Llévenos. Esperamos sus invitaciones.

S: Bueno, hablemos un poco sobre Days Are Gone. Después de varios meses de espera, su primer disco finalmente salió a la venta hace un par de semanas. ¿Qué sentiste el día que salió a la venta? ¿Organizaron una fiesta enorme, con muchos invitados y arrojaron la casa por la ventana o fue más bien un sentimiento profundo de alivio?

AH: Creo que fue más bien un alivio. Estuvimos en Londres por meses, justo antes de que saliera nuestro disco. Yo creo que el día que por fin tuvo su estreno todos teníamos esta misma experiencia, como si estuviéramos caminando sobre una nube, algo totalmente surreal. Era algo loco llegar a una tienda y ver nuestro disco. No se sentía como si fuera algo nuestro, sino de otra persona. Era un sentimiento bastante extraño, no lo puedo explicar. El día que salió a la venta, a medianoche, yo, Este, Danielle, Dash y algunos amigos compraron champagne y salimos a correr a las calles de Londres. Fue muy divertido. En realidad estamos muy contentas por el estreno, porque he estado en una banda por tanto tiempo, por seis años y nunca había lanzado nada. Por tanto tiempo estuvimos ensayando y tocando en todos lados hasta que salió Days Are Gone. Estábamos tan felices cuando por fin salió, y que nuestros familiares y amigos tuvieran el disco en sus manos. Eso era todo lo que nos ponía contentas. Una vez que mi papá y mi mamá escucharon el disco dije “Ok, ya me siento mejor, hice que mis padres se sintieran orgullosos de mi” eso es todo lo que quería hacer. Ha sido un año increíble para nosotras, y ponerle el punto final con Days Are Gone ha sido lo mejor. Y ahora estamos otra vez en el camión, en plena gira para seguir tocando. También acabamos de firmar un nuevo contrato, por lo tanto, estamos escribiendo nuevo material otra vez. Así que es un nuevo comienzo.

S: Todavía existe esta percepción que su éxito vino de la noche a la mañana. Pero como tú lo mencionas, ha sido un proceso de seis años ¿cierto? Desde los días que tocaban con sus padres… pero supongo que si tomó un poco más de esfuerzo de lo que aparentan.

AH: Claro. Definitivamente no somos una sensación que salió de la nada. Siempre pienso que es chistoso cuando escucho o leo sobre “¡la nueva banda, HAIM!” y yo quiero decirles, “No, hemos estado aquí por un buen rato.” Pero ahora estoy muy agradecida porque siempre había querido vivir de esto, de las giras y tocar en tantos lugares sea posible con mis hermanas. Y ahora me toca hacer eso.

S: Yo creo que el disco es genial. A la gente de Estados Unidos le encanta, a la gente del Reino Unido le encanta, incluso aquí en México. Pero están tocando estas canciones casi todos los días, entonces déjame preguntarte Alana ¿hay alguna canción en el repertorio de la que estés harta?

AH: [Risas] No, porque… por ejemplo, hemos tocado “The Wire” desde el 2008, si no me equivoco, y digo esa sigue siendo mi canción favorita en vivo. En realidad nunca me harto de nuestras canciones porque siempre estamos cambiando algo, pensando en nuevos arreglos y cosas así. Si llegamos a aburrirnos de algún tema entonces buscamos la manera de volverla emocionante otra vez. Además, no hemos estado tocando exactamente el mismo set por seis años. Ahorita estoy muy emocionada porque en un par de días regresamos a casa para ensayar nuevo material, el cual vamos a incorporar a nuestro set. Cuando regresemos a los escenarios en un par de semanas, van a escuchar un nuevo set, con nuevas canciones y eso es muy emocionante para mi.

S: Tenemos tiempo para una última pregunta. Además de hablar con la prensa, ¿qué es lo mejor de ser parte de HAIM?

AH: Oh, yo creo que los viajes. Yo y Danielle nos la pasamos genial cuando salimos juntas. Por fin nos toca visitar nuevos lugares y conocer gente de todo tipo. Por ejemplo, nunca pensé que me tocaría venir a Seattle. Es fascinante conocer nuevos lugares que de ninguna otra manera me tocaría visitar. Trato de pasarlo bien y creo que eso es lo que importa.

Baja el volumen: Entrevistas con artistas publicadas antes de cerrar la semana laboral.
Por:@ST