Tash Sultana es una de las artistas en el mundo de la música más destacadas en la actualidad. Su talento ha impactado a varios públicos, sobre todo a aquellos que pedían un tipo de música que se saliera de los preceptos comerciales y pusiera, por encima de todo, la calidad y pasión. Y así fue como una chica australiana de 23 años, se convirtió en una de las figuras más populares en la escena musical.

Ahora, liberó un nuevo single bajo el título de “Can’t Buy Happiness” junto a un explosivo video musical protagonizado por ella misma y su guitarra. Su estilo siempre se ha caracterizado por los elementos de reggae que imprime en su música a través de distintos instrumentos; sin embargo, esta nueva canción demuestra que también es capaz de dominar un sentido más acústico sin dejar de lado un ritmo explosivo.

“Can’t Buy Happiness” empieza con un ritmo lento dominado con la suave voz de Tash Sultana para luego dar paso a una explosión, literal, como se ve en el video. En un comunicado, la cantante explicó: “Este es una pequeña pieza que se distingue de entre las demás. He escrito canciones como esta, desde siempre, pero sentía que no era el momento para liberarla. Mi cabeza está en un lugar muy distinto, así como mis oídos. Creo que esto es lo que sucede cuando te sientes bien con eso”.

Los visuales de “Can’t Buy Happiness” corrieron bajo la dirección de Dara Munnis, un colega de Tash Sultana que la ha acompañado en diversas giras como su fotógrafo personal. De acuerdo con algunos medios como Consequence of Sound, este video es una recreación de la primera vez que Munnis escuchó este single, en un vestidor de la Thunderbird Arena de Vancouver, Canadá.

Esta es una prueba más de que Tash Sultana está en la cima de su carrera por las razones correctas, un reconocimientos de “Artista del Mes” después de la salida de su disco debut en agosto de 2018 con el título de Flow State y la llegada de este material a las listas mundiales en los primeros lugares.

En enero, Tash Sultana liberó el single “Cigarettes” para ahora dar paso a algo muy distinto con “Can’t Buy Happiness”. Por acá les dejamos este single con todo y su video musical, sin duda, una de las mejores canciones del mes: