En el mundo de las letras chiquitas, esas que salen en el contrato de 50 páginas que todos leemos (ajá…), no solamente los simples mortales caen en las garras de contratos engañosos en los que terminas pagando multas, plazos forzosos o te metes en algo que no querías formar parte. En esta ocasión, The Black Madonna y su equipo de abogados fueron las víctimas de algún tipo de cláusula rara, o letras muy pero muy chiquitas al firmar el contrato con el nuevo festival Intersect que pertenece a Amazon. El problema es que Marea Stamper, no tenía idea que el festival pertenecía a la empresa multinacional y ella no quiere formar parte de nada que tenga que ver con ella.

Instagram @intersect

El nuevo festival que se celebrará en Las Vegas, anunció su lineup el día de ayer vía Amazon Web Services. Entre algunos de los artistas confirmados se encuentra los Foo FightersBeckKacey Musgraves, Anderson .Paak y la protagonista de esta nota The Black Madonna.

En respuesta a esto, Stamper acudió a las redes sociales y afirmó que Amazon no figuraba como asociada con el evento en ninguno de los documentos que recibió de los organizadores del festival. Las razones no están claras por las que no quiere pertenecer al festival si es de Amazon, pero The Black Madonna se encuentra “furiosa” por el engaño.

Instagram @blackmadonnachi

En una serie de Tweets, Marea Stamper también invitó a los otros artistas a alzar la voz y a exigir una explicación. “Qué es esto de Amazon… Yo definitivamente no acordé a nada de esto. Definitivamente no… no está en NINGUNO de los papeles de la oferta”. También añadió: “Si estás sorprendido que tocaría para Amazon, ya somos dos. Por favor sean pacientes mientras quemo algunos puentes. Actualizaciones pronto”.