Tras varias horas en el quirófano, medios peruanos confirman la muerte del expresidente Alan García. Según se ha informado, el exmandatario se dio un tiro antes de ser aprehendido por agentes, en cumplimiento con orden relacionada con investigaciones del caso Odebrecht.

García  nació en 1949. Abogado de profesión, alcanzó la presidencia de Perú para el periodo 1985-200; después logró un segundo mandato, de 2006 a 2011.

Horas antes de confirmarse su muerte, la condición de Alan García era considerada como “crítica”. Según los médicos que se encargaron de la atención del expresidente, éste llegó al hospital presentando un impacto de bala en el cráneo. Según describieron los galenos, la bala tuvo un orificio de entrada y salida.

Qué tan gris veía el panorama con las acusaciones en su contra por relaciones con el caso Odebrecht, que el expresidente de Perú, Alan García, optó por intentar acabar con su vida al momento que se iba a ejecutar su detención.

De acuerdo con medios internacionales, el expresidente Alan García se disparó en el cuello cuando la policía llegó a su domicilio para ejecutar una orden de aprehensión en su contra. Según reporta Reuters Latinoamérica, el exmandatario peruano fue llevado de emergencia a un hospital.

El País señala que la detención de Alan García iba a ser realizada por agentes de la División de Investigación de Delitos de Alta Complejidad. Radio Programas del Perú (RPP) señala que al momento de ingresar los agentes al domicilio del expresidente, éste ya se encontraba herido.

¿De qué era acusado?

El expresidente de Perú está bajo investigación por presuntos sobornos de la constructora Odebrecht. Las licitaciones que se habrían facilitado a la constructora a cambio de los supuestos sobornos están relacionados con la construcción de un tren para la ciudad de Lima.

Mientras que en México las autoridades no han tocado el pelo de ni uno solo de los funcionarios embarrados en el caso Odebrecht, en Perú, además de Alan García, la justicia emprendió acciones contra el exsecretario de Presidencia, Luis Nava, y contra el expresidente Miguel Atala.