Apesta a propaganda personal, pero no… cómo creen. Lo que avaló recientemente el Congreso de Baja California es sólo una modificación en la Constitución local para que el gobernador Jaime Bonilla pueda dar a conocer los grandes logros de su administración… mensualmente.

Y la duda que primero surge es… ¿de verdad habrá tantos “logros” en su gobierno, como para armar un informe cada mes?

Jaime-Bonilla-Baja-California-protesta

Foto: Cuartoscuro.

Pues eso es lo de menos… a ver con que rellenan tanto evento. El caso es que, de acuerdo con La Jornada, el Congreso local de BC (con mayoría de Morena, por cierto) dio luz verde para que el gober presente un informe mensual de los logros de su administración.

Para acabarla de amolar, los legisladores no tuvieron mucho interés en restringir el objetivo de los mentados informes, ya que omitieron prohibir el uso de nombres, imágenes, frases o símbolos que pudieran hacer de los informes una vulgar promoción personalizada. Cosa que seguramente no aprovechará el gobernador Bonilla.

El legislador de Morena, Juan Manuel Molina, propuso incluir dicha restricciones a la propuesta de Bonilla, pero no le hicieron mucho caso.

Jaime-bonilla-gubernatura-baja-california

Foto: Cuartoscuro.

De acuerdo con el artículo 100 de la constitución de Baja California “La propaganda, bajo cualquier modalidad de comunicación social, que difundan como tales, los poderes públicos, los órganos autónomos, las dependencias y entidades de la administración pública y cualquier otro ente del orden de gobierno estatal o municipal, deberá tener carácter institucional y fines informativos, educativos o de orientación social. En ningún caso esta propaganda incluirá nombres, imágenes, voces o símbolos que impliquen promoción personalizada de cualquier servidor público, o la promoción de partido político alguno”.

Como ejemplo de lo que les espera a los bajacalifornianos en futuros informes, están los boletines que se avienta la Dirección de Comunicación Social del Estado, en los cuales constan frase como “el gobernador Jaime Bonilla Valdez rinde cuentas de las acciones en beneficio de los bajacalifornianos”.

La reforma propuesta por Bonilla (quién más) cuenta con el aval del Congreso. Ahora sólo debe ser aprobada por los cabildos de Mexicali, Tijuana, Ensenada, Tecate y Playas de Rosarito, y luego ser publicada en el Periódico Oficial del Estado. Puro trámite, ya que los ayuntamientos son gobernados por Morena.