El 4 de junio está muy cerca. La carrera por el Estado de México se volvió, a poco del cierre, en carrera de dos caballos: el priista Alfredo del Mazo y la morenista Delfina Gómez. Al parecer, las opciones se han reducido a sólo dos. Continuidad o alternancia. Este lunes 8 de mayo cuatro diarios presentaron sus estimaciones más recientes sobre el proceso electoral en el Edomex. Y no nos pintan un panorama claro rumbo a la votación. El Universal pone a la cabeza al expresidente municipal de Huixquilucan (19.1%) y en segundo sitio a la expresidenta municipal de Texcoco (17.5%). La Razón pone a del Mazo (21%) hasta cinco puntos adelante de Delfina (17%), mientras que el renacido Heraldo de México también coloca como puntero al político priista (24.65%). Eso sí, apenas arriba de la abanderada de Morena (21.57%). Por último, el diario 24 Horas muestra un escenario contrario a la corriente de las demás publicaciones: Delfina lidera las preferencias (35.1%) y el priista le sigue de lejos (28.5%).

Además de ser un ejemplo claro de lo que el periodista Salvador García Soto define como una guerra de encuestas, los ejercicios presentados sólo coinciden en que la contienda se centrará en Gómez Álvarez y del Mazo Maza. Por eso, y quizá como adelantándose al panorama competido y cerrado que se avecina, Andrés Manuel López Obrador ha exigido fuertemente que la izquierda decline a su favor. Que el perredista Juan Zepeda, quien ha tenido un repunte sorprendente y en la mayoría de las mediciones se ubica en tercer lugar, y el petista Óscar González Yáñez abandonen la contienda en favor de la maestra Delfina. Incluso fue más allá: AMLO pidió al PRD, PT y MC que sus candidatos en las elecciones de Nayarit, Coahuila, Estado de México y Veracruz declinen a favor de los morenistas o de plano no irán juntos en las elecciones presidenciales de 2018.

“Si hay cariño (de los otro partidos) que ya empiecen a manifestarse (…) si no hay unidad ahora, ya en 2018, pues vamos solos, Morena va a ir solo”, dijo Andrés Manuel el pasado 6 de mayo.  “Es ahora el momento de la unidad, en este momento, en el Estado de México, o no será nunca. No es una amenaza, ni siquiera una advertencia: ‘o están con el pueblo o están con la mafia del poder, así de sencillo’”, remató el dirigente nacional de Morena el domingo 7 de mayo. López Obrador pidió unidad en la izquierda para sacar al PRI del Estado de México y recalcó que si en los próximo días a su pronunciamiento los dirigentes de los distintos partidos no se “deslindaban” del PRI y seguían “apoyando” al presidente Enrique Peña Nieto y al “régimen corrupto” no celebrarían ningún compromiso posterior con ellos.

Andrés Manuel López Obrador y Delfina Gómez

Foto: Morena

¿Qué le han contestado los partidos a AMLO?

Alejandra Barrales, presidenta del así llamado partido del sol azteca, rechazó la propuesta y recalcó que la izquierda debe construir un proyecto y no sólo sumarse “a la cola de un partido”. Al ser cuestionado al respecto, el candidato Juan Zepeda declaró: “que dios lo bendiga, nos vemos el 4 de junio y que las urnas hablen después de que se cuenten los votos”. “Serenos, morenos“, les recomendó Zepeda para después hacer alusión a la pelea entre Canelo Álvarez y Julito. Claro, en la comparación, él era el Canelo. El candidato Óscar González Yáñez consideró que el ultimátum de AMLO es una falta de respeto para su partido, el cual lo apoyó por muchos años. “Así no se hacen las cosas, así no se trata a tus compañeros. Lamento mucho que Andrés tenga esa actitud”. Omar Ortega, dirigente del PRD en el Estado de México, indicó que su partido buscó, en más de quince ocasiones, una alianza con todas las izquierdas. Pero nanay. Ahora, más bien, le piden a Andrés Manuel que Delfina decline a favor de Zepeda.

El diputado Jesús Zambrano Grijalva, quien fuera presidente del PRD entre 2011 y 2014, declaró que el llamado de López Obrador sólo demuestra lo desesperado que está y que se acaba de dar cuenta que por sí solo no puede ganar una elección. Zambrano Grijalva consideró a AMLO como “el responsable de haber dividido a la izquierda nacionalmente desde el 2012”. El líder de Los Chuchos, corriente interna del partido, además aseguró que la maestra Delfina Gómez es una “candidata que trae muy poco en la cabeza… y no me lo vayan a tomar como misoginia”. Enrique Ochoa Reza, dirigente nacional del PRI y ajonjolí de todos los moles, aseguró que el ultimátum de Andrés Manuel no hace sino demostrar —de nueva cuenta— su actitud autoritaria. Faltan 26 días para que conozcamos al nuevo gobernador del Estado de México. ¿Qué otros giros inesperados nos aguarda esta novela? Por lo pronto, hay que estar pendientes del segundo debate entre los candidatos: mañana, 9 de mayo, a las 20:00 hrs.

Andrés Manuel López Obrador y Delfina Gómez

Foto: Morena