La tarde de este viernes, un problema con dos generadores de la compañía National Grid, la mayor distribuidora de electricidad y gasta en Reino Unido, provocó un apagón masivo que dejó a grandes partes de Inglaterra y Gales sin electricidad.

En este sentido, la compañía UK Power Networks informó que se trata de un problema en la red de transmisión nacional pero que los suministros ya fueron restaurados.

Debido a esto, por un buen rato los servicios de transporte de la capital registraron afectaciones, por lo que varias estaciones del tren y del metro fueron evacuadas.

De acuerdo con los primeros reportes, al menos 500 mil clientes resultaron afectados en Gales, el sudoeste de Inglaterra y Midlands, mientras que en el sudeste de Inglaterra alrededor de 300 mil clientes se quedaron sin electricidad.

Además, en Yorkshire y el noreste se vieron afectados 110 mil personas, junto con otros 26 mil en el noroeste de Inglaterra.

De acuerdo con la Red de Transportes de Londres, algunos semáforos no funcionaban en la capital por lo que agentes de policía tuvieron que ser desplegados en los cruces.