Foto: Cuartoscuro

#JusticiaParaLesvy: Más de dos años de lucha en busca de justicia para Lesvy Berlín

De acuerdo con la base de datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), el año pasado en nuestro país dos mujeres al día perdieron la vida víctimas de un feminicidio: por el simple hecho de ser mujer.

La falta de protocolos adecuados y de perspectiva de género por parte de las autoridades provocan que muchos de los asesinatos de mujeres en nuestro país queden en la impunidad, por lo que miles de familias se ven obligadas a enfrentarse a una interminable lucha para alcanzar justicia.

Foto: Mujer es Más

Este es el caso del feminicidio de Lesvy Berlín, una joven de 22 años que encontraron sin vida en Ciudad Universitaria, en la Ciudad de México.

A más de dos años de esta tragedia, finalmente llegó la última audiencia del caso trayendo consigo luz al final del túnel.

Hagamos un recuento de todo lo que ha pasado…

Ciudad Universitaria 

El 3 de mayo de 2017, el cuerpo de Lesvy Berlín Rivera Osorio fue encontrado en una caseta telefónica de Ciudad Universitaria, al sur de la Ciudad de México.

Por medio de un comunicado, la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) informó que el cuerpo se encontraba atado del cuello con el cable del teléfono que se ubica entre la Facultad de Química y el Instituto de Ingeniería. En ese momento se dio aviso a la agencia del ministerio público correspondiente y se iniciaron las investigaciones para identificarla y determinar las causas de muerte.

Foto: Legislador 43

Un día después, el 4 de mayo, la Procuraduría de la Ciudad de México informó que los familiares ya habían identificado a Lesvy.

La primera información reveló que el día del asesinato ella y su novio estuvieron al interior de CU hasta las 4 de la madrugada. La Procuraduría explicó que tras una pelea, el novio se retiró del lugar y no volvió a saber de ella hasta el anuncio de su muerte.

“Lesvy se suicidó” 

Después de dos meses de investigación, las autoridades capitalinas informaron (el 6 de julio de 2017) que tras los peritajes y necropsias realizadas se había determinado que Lesvy Berlín se habría suicidado aquella madrugada.

La Procuraduría dijo que después de sostener una pelea con su pareja, Jorge Luis “N”, la joven se colocó el cable de la bocina del teléfono alrededor del cuello y se dejó caer, provocándose la muerte. El novio fue detenido ya que supuestamente todo habría ocurrido en su presencia y no hizo nada por evitarlo, involucrándolo en la muerte.

Supuestamente se analizaron las cámaras de videovigilancia de la zona, por lo que se determinó que ese había sido el móvil del crimen. Incluso se informó que para los dictámenes periciales participaron más de 25 especialistas de la Procuraduría capitalina y la entonces PGR.

Jorge Luis “N” de 29 años de edad fue detenido la madrugada del 6 de junio e ingresó al Reclusorio Oriente señalado por tener la obligación jurídica de impedir el supuesto suicidio y no haberlo hecho. Fue acusado por homicidio simple doloso por omisión.

Sin embargo tanto la familia como organizaciones civiles encontraron varias inconsistencias con esta versión. 

Un peritaje externo demuestra que no se suicidó 

En compañía de la familia de Lesvy, el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF) presentó el 4 de agosto de 2017 un peritaje realizado por un maestro en criminalística del Instituto Nacional de Ciencias Penales (INACIPE).

¿La conclusión?

Después de una reconstrucción de los hechos en condiciones similares a las que se presentaron, se determinó que no pudo ocurrir asfixia ya que no es posible la suspensión del cuerpo con tan poco espacio.

Además las lesiones en el cuerpo de Lesvy no correspondían con las mecánicas suicidas.

La organización y la familia exigieron a las autoridades que se reclasificara el delito como feminicidio, así como la destitución del titular de la Fiscalía Central de Investigación para la Atención del Delito de Homicidio, Marco Enrique Reyes Peña, y de la titular de la fiscalía desconcentrada COY-1, Claudia Elizabeth Cañizo Vera, por obstaculizar el acceso a la justicia para Lesvy.

El caso se reclasifica: ahora se investiga como feminicidio

Después de que la Procuraduría insistiera en que el caso se trataba de un suicidio y de un homicidio simple doloso por omisión, la familia de Lesvy presentó en una audiencia de apelación los elementos suficientes para que el caso lo reclasificaran como feminicidio agravado y que lo investigaran como tal con perspectiva de género.

Cinco días después, el 18 de octubre de 2017, la 5ta Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia resolvió que el delito se reclasificara, por lo que las autoridades estaban obligadas a revisar todas las pruebas bajo la hipótesis de un feminicidio de manera inmediata, seria e imparcial.

Ya habían pasado 5 meses.

Lesvy no se suicidó, la estrangularon: PGJ CDMX

Después de la reclasificación y una vez que se concluyó el periodo otorgado para la investigación complementaria, casi un año después (el 9 de abril de 2018) el Ministerio Público modificó la hipótesis de lo que habría ocurrido y planteó al juez que Lesvy fue estrangulada por su novio, Jorge Luis “N”.

Después de eso al hombre lo vincularon a proceso por el delito de feminicidio agravado.

Fue hasta entonces cuando se ordenó que las teorías de la familia, organizaciones, testigos y la Procuraduría se unirían para poder con la siguiente etapa del juicio y se presentaran las evidencias contra el presunto feminicida y dictar una sentencia justa.

Ya habían pasado más de 11 meses.

Una luz al final del túnel 

Desde entonces hasta ahora el proceso del juicio contra la entonces pareja sentimental de Lesvy se ha venido desarrollando y con él, la obtención de justicia.

El pasado mes de mayo, el director del Instituto de Ciencias Forenses (INCIFO), Felipe Edmundo Takajashi Medina, ofreció disculpas públicas a la familia de Lesvy por la violación a sus derechos humanos.

En el acto, el presidente del Poder Judicial de la Federación, magistrado Rafael Guerra Álvarez, respaldó la disculpa y afirmó que se van a tomar en cuenta las recomendaciones de la Comisión de Derechos Humanos.

De igual forma lo hizo la titular de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, Ernestina Godoy, quien ofreció una disculpa a nombre de la dependencia y del gobierno capitalino.