Foto: Reuters

El Chapo no tendrá tiempo al aire libre por ‘alto riesgo de fuga’

A principios del mes de mayo, la defensa del narcotraficante Joaquín “el Chapo” Guzmán solicitó al juez que le diera chance de tener al menos dos horas de recreación al aire libre por semana, agua embotellada y tapones para oídos para aliviar su dolor en los oídos.

Este lunes, el juez Brian Cogan negó flexibilizar las condiciones de reclusión del capo mexicano. El argumento es que a pesar que su “conducta ejemplar”, el riesgo de fuego aún es muy alto.

Por su parte, los abogados afirmaron que el Chapo no tiene poderes sobrenaturales para fugarse, ya que el Centro Correccional Metropolitano (MCC por sus siglas en inglés) está rodeado de edificios altamente vigilados, incluyendo el departamento de policía, la fiscalía, la corte federal del distrito sur y la corte federal de apelaciones del segundo distrito.

Explican que el narcotraficante no ha respirado aire fresco ni se ha expuesto a luz natural del día en los más de dos años que lleva preso.

 Podría ver a su mamá 

Recientemente, la embajada de Estados Unidos en México le otorgó una visa humanitaria a María Consuelo Loera Pérez, mamá del Chapo Guzmán.

Y aunque todavía no tiene una fecha en la que le entregarán el documento, agradeció al gobierno federal y deseó que le permitan abrazar a su hijo.


Recordemos que el narcotraficante recibirá sentencia el próximo 25 de junio.

Leer: La hora sad: Fiscales le niegan agua embotellada y ejercicio al Chapo