Foto: Azteca Noticias

¿La CNTE va a repartir libros de Fidel Castro? Dice la SEP que ni se les ocurra

Tal vez leyeron que la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) planeaba repartir en más de 6 mil escuelas unos libros de “educación alternativa” para echarle porras a la ideología de Fidel Castro… pues la Secretaría de Educación Pública (SEP) se enteró de la propuesta y tomó cartas en el asunto: decidieron ponerle un alto a la iniciativa ya que solo ellos pueden entregar libros en las escuelas nacionales.

“Ningún particular, organismo o autoridad distinta a la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (CONALITEG) puede sustituir con materiales educativos distintos a los oficiales para el ciclo escolar 2019-2020″, dice la SEP en un comunicado enviado este viernes, 2 de agosto.

De acuerdo con El Universal, los maestros de la CNTE tenían preparados 48 libros distintos —28 de primaria y 20 de secundaria— para hablar de la historia ‘roja’ en el continente. Desde el desembarco del Granma, la Revolución Cubana y Fidel, hasta otros temas tan variados como la “conquista y saqueo” de América, el sandinismo, el marxismo y los “grandes monopolios”.

Según Víctor Manuel Zavala, el líder de la Sección 18 de la CNTE, estos libros serían entregados en el próximo ciclo escolar y terminarían por sustituir a los oficiales que siempre hemos tenido.

Cuba prohibe estatuas de Castro

En el mismo comunicado, la SEP solamente le dijo que “lástima, Margarito”. No es cierto —bueno sí—, pero fueron más institucionales: les recordaron que la repartición de libros es una de las facultades exclusivas de la secretaría y que checaran el artículo 12, fracción III, de la Ley General de Educación que dice: “Elaborar, mantener actualizados y editar, en formatos accesibles, los libros de texto gratuitos y demás materiales educativos, mediante procedimientos que permitan la participación de los diversos sectores sociales involucrados en la educación”.

“Se reitera que es competencia de la CONALITEG la impresión y distribución de los libros de texto gratuitos y toda clase de materiales didácticos similares”, puntualizó la oficina liderada por Esteban Moctezuma.