Recluidos en el rincón más lejano de las provincias de China, un grupo de siete personas es el último remanente de una colonia de leprosos en la que habitaron aproximadamente 80 pacientes que fueron abandonados por la superstición de su propia familia.

De los ochenta que habitan la colonia de Luduo, sólo quedan siete que desde hace décadas no ven a ningún miembro de su familia pues en algunas regiones se sigue creyendo que la enfermedad es una maldición incurable.

Cuando la colonia se estableció en la provincia de Yunnan, ésta se le sumó a otras doscientas villas habitantes únicamente por leprosos que, aún después de haberse curado, continuaron siendo víctimas de los miedos y el ostracismo.

Actualmente se sabe que la lepra es difícil de contagiarse y que aproximadamente 95% de la población mundial es inmune a esta condición, misma que ha sido razón para la reclusión total durante milenios.

Leproso1

A pesar de haber sido abandonados hace varias décadas, los habitantes de la colonia posan estoicos frente a la cámara. La esperanza continúa reflejándose en sus ojos.

En el lugar, todas las actividades diarias son administradas y repartidas por igual. Esta peculiar sociedad refleja una utopía atípica que muchas otras envidiarían.

En la imagen podemos ver a He Feng Xi, un hombre de 73 años que desde hace 60 años no volvió a saber de su familia.

Durante el medioevo, las colonias de leprosos eran comunes a través de toda Europa y Asia; sin embargo, la supuesta sociedad moderna comenzó a abandonar esta práctica pues los avances científicos permitieron conocer más a detalle esta condición causada por la bacteria Mycobacterium leprae.

Leproso2Leproso3Leproso4

Tian Xing Fa, a quien se puede ver fumando su pipa, fue puesto en cuarentena en 1968.

Leproso5

Desde los años cuarenta la enfermedad se ha vuelto totalmente tratable gracias a un proceso de seis a doce meses de duración.

Leproso6Leproso7

Para los habitantes de Luduo, la unión, la cooperación y la amistad son fundamentales para la supervivencia. De los originales 80, sólo siete permanecen de pie.

Leproso8