Crisis política en Ecuador

Vía: Reuters

Entre una serie de rumores, declaraciones confusas y manifestaciones de apoyo encontradas el día de hoy 150 miembros de la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE) tomaron este jueves el aeropuerto internacional de Quito en rechazo a una ley del gobierno que eliminó beneficios a militares y policías, por lo que fueron suspendidas las operaciones aéreas, mientras que la sede del Congreso de Ecuador fue tomada por un grupo de policías que protestan contra la misma ley, según la portavoz del Poder Legislativo, Julia Ortega.

En un intento de diálogo cone en el Regimiento Quito de las fuerzas armadas, el presidente Rafael Correa se reunió con ellos y trato de explicarles la política oficial de incrementar los salarios en lugar de intentar compensar salarios de miseria con canastas navideñas y bonos, lo que fue respondido con amenazas y gritos.

La insubordinación policial se reporta también en otros puntos del país y la situación se caldea con la toma de guarniciones, lanzando piedras a los vehículos del presidente y quema de neumáticos, mientras que los reportes por saqueos y cierres de escuelas y oficinas se hacen más frecuentes en varias ciudades de Ecuador, en medio de las protestas que realizan grupos de policías descontentos.

En Guayaquil, la segunda mayor ciudad del país andino, se confirmó el robo de un banco, dos gasolineras y un mercado popular.