Música

Dave Matthews Band: La tercera es la vencida y así cerró el #VL15

Después de aaaaños de espera, dos cancelaciones, cambios en el orden mundial y POR FIN se nos hizo ver en vivo a Dave Matthews Band.

Después de aaaaños de espera, dos cancelaciones, cambios en el orden mundial y POR FIN se nos hizo ver en vivo a Dave Matthews Band. A pesar de que el público en el escenario Indio se había mermado un poco, y sólo se encontraban aquellos fans que no habían sido aún derrotados por el cansancio (o que no consiguieron boletos para esta noche), la DMB dio un show espectacular.

Los primeros acordes que pudimos escuchar fueron “Don’t Drink the Water”, acercando a muchos hasta el frente del escenario, aprovechando que había bastante espacio para colarse. Normalmente DMB toca esa canción una vez más avanzado su set, dejando que termine en una explosión musical, sin embargo, al ser ésta la primera, tenía menos intensidad de fondo y sonó menos cargada, aunque sí fue una gran manera de iniciar el concierto.

Al seguir “Minarets” a “Belly Belly Nice” el mensaje era claro: Dave Matthews tenía sólo algunos minutos para recorrer con sus fans su historia musical y no iba a perder el tiempo, pero la selección del setlist también nos tenía otro mensaje claro “sí, sí, venimos a complacerlos, pero vamos a tocar lo que nosotros queramos”. Dejando fuera canciones fuertes y recurrentes en los conciertos de DMB como “Crash Into Me”, “Everyday”, “Two Step”, “Tripping Billies” y “Warehouse”, Dave Matthews optó por un set más “obscuro” en el cual rescataron algunas canciones de lo más profundo de su discografía, ya que la intención no era entretener, sino ponerse al tanto con un país con el que –en casi 20 años de carrera– no había existido ninguna interacción, sino hasta ahora. Con canciones como “Save Me” (del proyecto solista de Dave Matthews), “Crush”, “Rooftop” y “Anyone Seen the Bridge”, DMB nos regaló una de las mejores presentaciones del festival y una primera presentación en México increíble.


Prácticamente, desde su primer disco DMB ha tenido una gran recepción en México, a pesar de que muchos de los temas en su música salen de una serie de elementos culturales y sociales muy específicos, que a veces provocan que las opiniones desemboquen en un casi despectivo “Dave Matthews Band es música de gringos”, pero hay también en su música una voz que sale y susurra en nuestros oídos, que busca llevarnos en un viaje y hablarnos de temas universales y absolutos, como el amor, la pérdida de un ser querido o la necesidad de levantar la voz ante la injusticia, y anoche la DMB apeló a buscar una conexión con todos los asistentes con base en esas premisas.

En cuestiones técnicas, la DMB es uno de los mejores shows que hay hoy en día, con un grupo de excelentes músicos como el imponente Boyd Tinsley, Jeff Coffin, Steffan Lessard y los ya indispensables Tim Reynolds y Carter Beauford, por lo que aquellos que vayan hoy a El Plaza pueden esperar un show con un sonido impecable y una maravillosa ejecución.

Pasaron muchos, muchos años para que pudiéramos tener a DMB en casa, después de dos cancelaciones (el 6 de noviembre del 2001 hubieran dado su primer concierto en México originalmente), una a causa de los atentados del 11 de septiembre y la otra debido a problemas familiares de un integrante de la banda. Un show impecable, al que le hicieron falta algunos de los hits de la banda y que nos hizo falta un poco más de calor para poder disfrutar, aunque en realidad fue un excelente set, incluso tomando en cuenta que es la primera presentación de la banda en seis meses y el Vive Latino fue la primera fecha de sus presentaciones este año.

Hacia el final de su set, DMB no podía irse sin realmente “cumplir” con un poco de amor a sus fans, dejándonos “Jimi Thing” y “Ants Marching” para casi cerrar la noche. Regresando para tocar una última canción: “Grey Street”. Esperemos que para hoy haya algunos cambios, pero aún si no los hay, les espera un muy buen show, afortunados.

Dave Matthews cerró el Vive Latino con una fuerza en el escenario, con un show que no sólo era prometedor, sino que fue cumplidor.

VL-3-FSM-sopitas-74VL-3-FSM-sopitas-76VL-3-FSM-sopitas-78VL-3-FSM-sopitas-79VL-3-FSM-sopitas-81VL-3-FSM-sopitas-83VL-3-FSM-sopitas-85VL-3-FSM-sopitas-86VL-3-FSM-sopitas-89VL-3-FSM-sopitas-90

 

  1. Don’t Drink the Water
  2. Belly Belly Nice
  3. Minarets
  4. Satellite
  5. Seven
  6. Save Me
  7. Rooftop
  8. Crush
  9. So Much to Say
  10. Anyone Seen the Bridge
  11. Too Much
  12. You and Me
  13. Jimi Thing
  14. Ants Marching

    Encore:

  15. Grey Street

Fotos: Monn Castro

Top Relacionadas
:)