Foto: Getty Images

1 de cada 5 trabajadores de la salud experimenta síntomas de depresión ante el COVID-19

Si bien es cierto que durante esta pandemia de COVID-19 el estrés colectivo y la ansiedad han aumentado considerablemente en la población debido al confinamiento, la sobre-exposición a los medios de comunicación, la incertidumbre económica y el miedo a infectarse, son los trabajadores de la salud que están en la primera línea de batalla los que se han llevado la carga más pesada de todas.

En este sentido el subdirector de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Jarbas Barbosa, explicó que son estos trabajadores por encima de los demás los que han tenido que hacer “sacrificios personales extraordinarios” además de tener que tomar decisiones difíciles para cumplir con su trabajo en esta pandemia.

homenaje-muerte-personal-medico-hospital-covid

Foto: Cuartoscuro

Uno de los aspectos que más se ha visto afectado en los trabajadores de la salud es precisamente la salud mental. Para dimensionar esto el funcionario puso el ejemplo de Chile.

En este país 1 de cada 5 integrantes del personal de salud está experimentando síntomas de depresión pero lo que es verdaderamente alarmante es que casi 1 de cada 10 tiene pensamientos suicidas. 

En este mismo sentido, más del 75% están muy preocupados por infectarse de COVID-19 pero son muchos más (casi todos) los que tienen más miedo de infectar a sus seres queridos.

“Héroes” los trabajadores de la salud

Aunque estos datos son de Chile, son datos preliminares que forman parte de un estudio que está llevando a cabo la OPS y la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 6 países de Latinoamérica, entre los que se encuentra México.

“Héroes” es un estudio que tiene como objetivo examinar los problemas de salud mental, conductuales y sociales que experimentan los trabajadores de los servicios de salud en los 5 continentes. En el caso de América Latina, el estudio ya inició en países como Chile y México pero se también sucederá en Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Guatemala, Perú, Puerto Rico, República Dominicana y Venezuela.

trabajadores-salud-hospital-covid-enfermera

FOTO: ROGELIO MORALES /CUARTOSCURO.COM

El funcionario de la OPS explicó que aunque la mayoría de países en las Américas han reconocido la relevancia de los servicios de salud mental especialmente durante la pandemia, no se están poniendo los recursos necesarios para garantizarlos a toda la población.

Explicó que actualmente en el continente hay 27 países que tienen servicios de salud mental tanto para la población como para el personal de salud pero solo en 2 se tienen los recursos apropiados.

Afirmó también que el estrés colectivo y la depresión seguirán aumentando en tanto dure la crisis y mayor será el impacto. Además los efectos seguirán presentes por mucho tiempo después de que la pandemia esté finalmente bajo control.