Desde el momento en que Banksy anunció su proyecto más grande, Dismaland, el mundo se volvió loco, pues era una sátira directa al lugar más feliz sobre la tierra y una oportunidad de admirar su trabajo más de cerca, junto con el de Damien Hirst, David Shrigley, Samy Musa y Darren Culle.

A finales de septiembre el parque cerró sus puertas al público, con entradas agotadas todos los días en los que estuvo abierto. Banksy decidió que en vez de tirar todo a la basura o dejarlo como un lugar abandonado, varias de las piezas serían utilizadas para construir instalaciones en el campo de refugiados conocido como “Jungle” en la costa de Francia, exactamente en Calis, donde viven más de 5 mil refugiados de Siria,Libia, Sudan y Afganistan.

El día de hoy varias fotografías comenzaron a circular en medios donde podemos ver que las piezas ya llegaron, incluso el letrero de “Dismalan” se convirtió en “Dismal aid”.

dismalaid

De acuerdo a declaraciones de gente del lugar, se espera que en los próximos meses, las personas que se encargaron de llevar y construir estos refugios regresen, pues aseguraron que quieren ayudar más.

calais13-640x360calais10-640x360calais14-640x360

Estas personas esperan llegar a Reino Unido a través de camiones que cruzan el canal. A principios de este año el gobierno francés implementó el primer centro de refugiados oficial, donde pueden bañarse, hacer sus necesidades y recibir una comida durante el día, sin embargo, muchas personas siguen en casas de campaña y sin acceso a servicios sanitarios, incluso con la ayuda de los habitantes del lugar; por eso Banksy decidió ayudar.

***Vía: Mashable