El supuesto mal gobierno que se vive en Veracruz (y en la mayoría de los estados de la república) no es otra cosa que “matemáticas” mal aplicadas. Si razonamos como los gobernantes, nos daremos cuenta que la cosa no está tan mal que digamos…

Para Javier Duarte, gobernador de Veracruz, el caso de los cinco jóvenes víctimas de desaparición forzada por parte de policías de la entidad, no es más que una cosa que salió mal. Pero el asunto se puede minimizar si se contrapone contra las otras 99 que (quizás) se hacen bien… porque (quien sabe quién le ha dicho a Duarte) los índices delincuenciales van a la baja.

“Van de manera clara y puntual a la baja (los índices delincuenciales) en el estado de Veracruz. Tenemos un caso en Tierra Blanca, y lamentablemente en temas de seguridad pueden hacerse 99 cosas bien, pero con que una salga mal (una) ese es el tema, como es el caso que hoy nos obliga a estar atentos y pendientes”.

javier duarte veracruz2

Bueno, en realidad el caso de los desaparecidos en Tierra Blanca es resultado de varias cosas que se hicieron mal, ya que Luis Bravo Contreras, fiscal general del Estado, comentó que los siete policías que hasta ahora han sido detenido no pasaron los exámenes de control, evaluación y confianza… sin embargo, pudieron seguir trabajando para la corporación, ¿quién sabe cómo?

Bravo señaló que las autoridades están concentrando sus esfuerzos en la búsqueda de los cinco jóvenes cuya única intención era pasar un fin de semana en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río… sin embargo (para su desgracia) de las 100 cosas que se hacen en Veracruz, les tocó la única que se hace mal y fue así que fueron interceptados por policías estatales para ya no saberse nada de ellos desde el 11 de enero.

desaparicion forzada veracruz3

Pese a que ya se tiene presuntos responsables de la desaparición, no se sabe nada del paradero de los jóvenes. Eso sí, Duarte aseguró que “no por ser policías vamos a tener alguna consideración, al contrario, vamos a actuar con toda la fuerza, porque es un tema que nos agravia y que nos lastima a todos como sociedad veracruzana”.

Según las investigaciones, los policías habrían entregado a los jóvenes a un grupo delincuencial. “Así vienen actuando en este caso y en otros más, donde hay policías estatales involucrados”, criticó el diputado panista Carlos Fuentes Urrutia, quien comentó que la Fiscalía encargada del caso “sólo está dando palos de ciego”. Puede ser: nueve días con detenidos y ni un rastro de los desaparecidos…

*Vía Proceso