Calificando al atentado cometido en la Escuela de Cadetes de la Policía de Bogotá, Colombia, como un “acto de guerra”, el Ejército de Liberación Nacional reconoció la autoría de éste en un comunicado publicado en Voces, su página de internet.

De acuerdo con el comunicado dado a conocer la madrugada de este 21 de enero, el Ejercito de Liberación Nacional (ELN) argumenta que se atrevió a atacar la escuela de cadetes, ya que ésta es “una instalación militar” en la que se forman policías que posteriormente realizan labores de inteligencia y combate… es decir “la operación realizada contra dichas instalaciones y tropas, es lícita dentro del derecho de la guerra, no hubo ninguna víctima no combatiente”.

Foto: Reuters

En el atentado cometido el pasado 17 de enero contra la Escuela de Cadetes murieron 20 personas (incluyendo el responsable) y otras 69 resultaron heridas. Desde las primeras horas después del ataque ejecutado con un coche bomba, las autoridades ya habían responsabilizado al ELN de lo sucedido, esto debido a que se identificó al conductor del vehículo que estalló como José Aldemar Rodríguez, un miembro de la guerrilla.

Según el ELN, dadie de los fallecidos y heridos fue una “víctima no combatiente”… y si no lo creen así las autoridades de Colombia, “valoramos necesario que instituciones internacionales autorizadas den su opinión sobre el carácter de dichas instalaciones y el tipo de acción realizada”, agrega el ELN.

El ataque, calificado como terrorista por las autoridades de Colombia, se dio luego de que el presidente Iván Duque ordenó reactivar las órdenes de aprehensión contra miembros del ELN y, según acusa la organización, de “realizar ataques militares en su contra… aun cuando habían dado tregua por las fiestas decembrinas.

Foto: Reuters

“El Presidente no le dio la dimensión necesaria al gesto de paz que el Ejército de Liberación Nacional realizó para las fechas de navidad y fin de año, su respuesta fue realizar ataques militares en contra nuestra, en todo el territorio nacional. Pese a ello, cumplimos rigurosamente el cese unilateral de operaciones ofensivas entre el 23 de diciembre de 2018 y el 3 de enero de 2019”, reprocha el ENL en su comunicado… y bueno, lo ocurrido en la escuela de cadetes para nada abona a que se establezcan los diálogos de paz.

Pese a ello, el ELN convoca al presidente Duque a debatir la acción que realizaron, confrontándola con el asesinato de varios sus integrantes quienes, alegan, bien podrían haber sido simplemente capturados, dado que al momento de su muerte se encontraban desarmados. “Presidente Duque, queremos reiterarle que el camino de la guerra no es el futuro de Colombia, es la paz, por ello le recordamos que lo mejor para el país, es que envíe a su delegación de diálogos a la mesa, para darle continuidad al Proceso de Paz y a la construcción de los acuerdos que traemos desde el Gobierno anterior; camino de solución política del conflicto respaldado por la mayoría de la sociedad colombiana y la comunidad internacional”, concluye el Ejército de Liberación Nacional.