Evelyn Hernández, una mujer salvadoreña, fue violada durante meses y no se atrevió a denunciar los ataques ya que el responsable la amenazó con matar a su madre.

Sin saber lo que pasaba, el 6 de abril de 2016 fue a la letrina de su casa con fuertes dolores en el abdomen, lugar en que sufrió una hemorragia y se desmayó. En el hospital le dijeron que había sufrido un aborto y ¿qué creen que pasó?

La detuvieron, fue sometida a un juicio y la condenaron a 30 años de prisión por homicidio agravado.

Este lunes tras permanecer 33 meses en prisión, un juez del Tribunal de Sentencia del centro de El Salvador determinó absolver por completo a Evelyn a pesar de que la Fiscalía pedía 40 años de prisión como castigo por haber sufrido un aborto en un parto extrahospitalario.

Ahora Evelyn tiene 21 años. Al salir de los juzgados agradeció el apoyo recibido durante todo el proceso y señaló que aún existen muchas mujeres que están en prisión por delitos de aborto como el de ella.

El cuerpo del feto de 32 semanas de gestación reveló que murió por una neumonía aspirativa, por lo que el aborto resultó involuntario.

Evelyn, junto con otras mujeres que han logrado salir de prisión, se convirtió en un símbolo de lucha de miles de mujeres salvadoreñas que han luchado por años para terminar con las duras leyes contra el aborto que existen en el país y que dictan hasta 40 años de prisión.

Foto destacada: AJ+ vía Twitter