Foto: Cuartoscuro

“Si no nos ayudan, no perjudiquen”: Gobernador de Guerrero lamenta campaña de Acapulco

Recientemente una campaña publicada originalmente a inicios de este año por la Secretaría de Turismo para atraer a la chaviza a Acapulco revivió y le fue como en feria en redes sociales: la polémica“Mom! I’m in Acapulco”.

Bueno después de que la bajaran ante las críticas –justificadísimas– el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, lamentó la campaña de promoción y la calificó como “inoportuna, insensible e imprudente”.

“Si no nos ayudan, no nos perjudiquen”, escribió el mandatario en su cuenta de Twitter.

Además recordó a los visitantes que cuando pase todo esto de la pandemia y las condiciones lo permitan, los esperan en Acapulco y etiquetó –para que la pedrada llegara– a la Secretaría de Turismo federal, así como a la de Guerrero.

¿Pues qué decían de Acapulco?

El promo que busca ser “fresco, innovador y disruptivo” pretendía mostrar que en Acapulco la fiesta está buena para que el turismo llegara al puerto. El asunto es que resultó todo lo contrario e incluso ya lo tuvieron que bajar.

“Desde 1930 Acapulco ha hecho sus propias reglas, impulsado por los más grandes de cada época, Acapulco es un icono del turismo mundial. Hoy dejamos de ser una postal del pasado, hoy cambiamos las reglas… De hecho no hay reglas, dice la campaña.

sectur-turismo-acapulco-turismo-jovenes

Foto: Sectur.

Y es que el spot muestra a un montón de chavos y chavas echando la fiesta en Acapulco mientras una voz en off  invita a la banda a hacer sus propias reglas en el puerto pero al estilo mexicano: Mom! I’m in Acapulco, remata.

Acá se lo dejamos para que juzgue usted mismo.