Y después de que el hashtag #IMER_SOS se hiciera tendencia en redes sociales y AMLO declarara que el rollo de los recortes en el Instituto Mexicano de la Radio (IMER) se arreglará; el vocero de Presidencia Jesús Ramírez Cuevas dio a conocer que esta situación se solucionará antes del viernes —pues se supone que a partir del 1 de julio comenzaría la etapa de la radio pública sin casi 200 de sus trabajadores.

En entrevista a medios de comunicación, Ramírez afirmó que el tijerazo a los programas y personal del IMER no sucederá: “No va haber ningún afectado, se va a mantener el presupuesto del IMER (159.2 millones de pesos) y van a mantenerse las cosas como estaban”.

Sin despidos 

“Antes del viernes se resuelve el problema económico en el IMER. Todos los trabajadores eran eventuales y trabajaban de freelance. Analizamos que no les afecte esa medida administrativa”, explicó Ramírez junto con Aleida Calleja, directora del Instituto, en Palacio Nacional.

Tras la aparición de #IMER_SOS y el llamado de los trabajadores para que no cese la operación de la radio pública, Cuevas se encargó de explicar que existe un presupuesto asignado para el Instituto y este será respetado —por aquello de que la SHCP (Secretaría de Hacienda y Crédito Público) no lo había liberado. Además, el vocero de Presidencia aseguró que buscarán la manera para que las medidas de austeridad se aplique sin afectar el funcionamiento del IMER.

¿Qué más? Ya en el tema, Jenaro Villamil, titular del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano, detalló que el 80% de los empleados del IMER están contratados por freelance y, por ende, las afectaciones.

En fin, la consigna en el gobierno Federal es “defender el IMER” —instituto que fue afectado por la falta de recursos para su operación en los sexenios pasados, lo que dejó como resultado: salarios bajos, falta del equipo técnico y carencias en su infraestructura. Ahora, en tiempos de la cuarta transformación, se espera que el IMER supere este panorama complejo.

Vale mencionar que las autoridades federales salieron al paso, en medio del llamado de organizaciones civiles, radioescuchas y los mismos empleados del IMER. En este contexto, el Consejo Ciudadano del Instituto hizo énfasis en la liberación del presupuesto retenido por Hacienda —11.42 millones de pesos— para que sea posible la operación de las radiodifusoras del Estado.

**Foto de portada: Cuartoscuro.