Maximiliano Gordillo Martínez, joven indígena de Socoltenango, Chiapas, reportado como desaparecido después de ser detenido en un retén migratorio en Tabasco fue localizado con vida el pasado lunes, de acuerdo con un comunicado difundido anoche por varias organizaciones de derechos humanos y sus familiares.

El joven de 18 años apareció después de 52 días desaparecido y ya se encuentra con su familia, quienes acusaron que Maximiliano sufrió delitos y graves violaciones a sus derechos humanos y que es responsabilidad del Estado mexicano, según lo reportado por Proceso.

De acuerdo con el periodista Alberto Nájar, el pasado 7 de mayo el Instituto Nacional de Migración detuvo un autobús de pasajeros en la frontera entre Tabasco y Chiapas: interrogó a 20 pasajeros, pero sólo detuvo al joven de 18 años.

desaparicion-forzada-maximiliano-instituto-nacional-migracion

De acuerdo con la investigación de Nájar, en el sureste del país “el retén migratorio de Chablé es famoso, porque muchos indígenas que lo cruzan son detenidos o sufren maltrato y extorsiones de los agentes del INM”.

La familia de Maximiliano ha señalado que están viviendo un proceso “de fortalecimiento emocional y espiritual” mientras continúan documentando el caso para definir como procederán. El Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas informó que se dará más información “a su debido tiempo”.

El caso de Maximiliano —refieren los defensores— evidencia la “violencia estructural” que sufren los mexicanos y migrantes al interior del país.

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook