Este miércoles, los mexicanos amanecimos con una noticia bastante impresionante —y los poblanos seguro con el ojo pelado del susto— que podía cambiar el panorama geográfico del país: algunos medios comenzaron a reportar que el volcán Iztaccíhuatl, nuestra queridísima Mujer Dormida, había despertado con tantita actividad volcánica.

¿Quieren seguir más tranquilos? La Coordinación Nacional de Protección Civil ya desmintió esta información.

“Con base en la información disponible hasta este momento, se puede afirmar que NO se trata de actividad eruptiva en el Iztaccíhuatl”, escribieron en su cuenta de Twitter. “Para que esta actividad fuera posible, se hubieran observado, desde semanas o meses previos, señales sísmicas en las estaciones de la red del Popocatépetl. Hecho que NO sucedió”.

Toda la duda comenzó por un video publicado en redes sociales por la cuenta de Tercer Milenio. Sí, no es broma: Jaime Maussan estuvo detrás del drama matutino.

En el video claramente se alcanza a ver un destello y cómo se ilumina una de los cráteres del volcán Iztaccíhuatl. Igual necesitamos alguna explicación, ¿no?

Pues sí y resulta que no es ningún Pokémon ni el compadre de Godzilla despertando en tierras aztecas. Según las autoridades —a ver qué opinan ustedes— se trató de un flashazo de una cámara.

“Lo observado sobre el volcán coincide en tiempo con el destello del lado izquierdo de la imagen, de una de las luces de la estación repetidora situada en Altzomoni. Cabe señalar que la imagen de la cámara ubicada en la ciudad de Puebla no muestra ninguna emisión como la descrita”, explicó Protección Civil. “Esto indica que pudiera tratarse de un efecto óptico en la cámara de Paso de Cortés y no de actividad eruptiva”.