Foto: Cuartoscuro.

“Que le dé el dinero a Alemania”, así responde Bolsonaro a Noruega por suspensión de recursos

Al puro estilo de Donald Trump, Jair Bolsonaro reaccionó ante la decisión de Alemania y Noruega de suspender los recursos para la preservación del Amazonas. Este viernes, el mandatario brasileño declaró que los europeos —en especial, los noruegos— no tienen la calidad “moral para dar el ejemplo” porque en sus tierras “matan ballenas”. De esta manera, el político amagó ante las medidas que ya habían sido advertidas y que simplemente fueron ignoradas por los muchachos de Bolsonaro. ¿Qué pasó?

Como saben, el fin de semana pasado Alemania suspendió los recursos que le otorgaba Brasil para la protección del medio ambiente —en especifico del Amazonas. ¿La razón? La deforestación registrada en esta zona —que supera 278% al mismo periodo de 2018— y la política ambientalista del conservador detonaron la decisión de este país.

Amazonas-deforestación-jair-bolsonaro

Daños en la selva Amazonas, Brasil. Foto: Getty Images.

Sin embargo, no fue el único. Noruega tomó réplica de estas medidas y suspendió la entrega de 30 millones de euros, lo que desencadenó el doble descontento de Bolsonaro y las críticas en contra de los nórdicos.

Noruega 

Noruega considera al Amazonas como un “pulmón del mundo”, ya que “todos dependemos por completo de la protección de esa selva tropical”, declaró Ola Elvestuen, ministro de Clima y Medio Ambiente del país nórdico.

En entrevista con el diario Dagens Næringsliv, Ola Elvestuen explicó que sin el Amazonas, la humanidad no logrará sus propósitos en el combate contra el cambio climático. Por ende, Noruega evaluó la chamba de Brasil —país que recibía los recursos de los noruegos para la preservación del Amazonas— y consideró que no, no la estaba armando. Mucho peor, las políticas de Bolsonaro iban contracorriente a los objetivos de la nación noruega.

Corte a: el gobierno decidió cancelar los recursos. ¿Qué dijo Bolsonaro? Tal vez era tiempo de recapacitar, pero el mandatario sólo atinó a declarar en contra de Noruega y señaló que esta nación NO puede juzgar las políticas ambientales de Brasil, si los nórdicos se dedican a la matanza de ballenas.

La ruptura de Bolsonaro

¿Cuál es la queja de Bolsonaro, si el presidente no respetó el acuerdo que firmó con Noruega en 2008? Vale mencionar que el conservador rompió el acuerdo suscrito con Noruega y Alemania para la protección de la selva. Este plan se rompió cuando el conservador llegó al poder y en junio cerró la junta del Fondo Amazonas.

Después, el Instituto Nacional de Pesquicias Especiales (INPE) revelaron que la deforestación aumentó 40% en el último año. Bolsonaro rebatió y criticó los datos peeeeero la decisión de Noruega y Alemania ya se perfilaba.

Jair Bolsonaro dice que combatirá a la "basura marxista" de la Educación en Brasil

Foto: Getty Images.

El Trump Tropical argumentó que la preservación del Amazonas era un asunto local, brasileño, por lo que otros países NO podían decidir sobre estos asuntos. No obstante, Noruega y Alemania ponían el dinero —como se estipulaba en el acuerdo— para proteger el medio ambiente. Ahí la razón para que estas naciones protestaran por la falta de compromiso del presidente y su equipo.

Que tome el dinero y ayude a Angela Merkel a plantar bosques en Alemania, dijo el presidente en tono despectivo, mientras los brasileños y latinoamericanos tienen que apechugar este discurso que no beneficiará en nada a los objetivos para darle la lucha al cambio climático.

**Foto de portada: Getty Images.